Inicio»Cultura»Zapatos con dedos, beneficios discutibles

Zapatos con dedos, beneficios discutibles

0
Compartidos
Google+

Todo el que haya comprado en Estados Unidos unas Vibram FiveFingers, una de las marcas más populares de zapatos con dedos, después del 21 de marzo de 2009 podrá pedir el reembolso de lo que pagó por ellas.

La compañía que las fabrica allí, Vibram USA, ha acordado depositar 2,7 millones de euros en una cuenta para devolver el dinero a los consumidores que lo soliciten para resolver una demanda judicial que arrastra desde 2012, que la acusa de realizar publicidad engañosa al afirmar que este calzado ofrece beneficios para la salud. La empresa, no obstante, niega haber cometido ningún delito y afirma que ha aceptado pagar sólo para poner fin al litigio y evitar más gastos legales.

La demandante, Valerie Bezdek, presentó su denuncia en contra de Vibram en marzo de 2012 en Massachusetts, el Estado donde se encuentra la sede de la empresa en Estados Unidos. En su escrito, Bezdek alegó que la compañía ha engañado a los consumidores al afirmar que su calzado FiveFingers puede fortalecer los músculos y reducir lesiones en los pies sin que esto haya podido ser demostrado científicamente. Otras dos demandas colectivas que se presentaron después en los Estados de California e Illinois fueron absorbidas en el caso de Bezdek.

El acuerdo establece que si tras realizar los reembolsos que se soliciten sobra algo de los 2,7 millones de euros que la compañía ha depositado, esta parte se donará a la Asociación Americana del Corazón. Vibram también ha acordado no seguir afirmando en su publicidad que los zapatos FiveFingers ayudan a fortalecer los músculos o reducir el riesgo de lesiones, a menos que la empresa presente nuevos estudios que lo demuestren científicamente.

No es la primera vez que un fabricante de calzado se ve obligado a devolver dinero por realizar publicidad engañosa. La Comisión Federal de Comercio de EU ha impuesto dos cuantiosas multas en los últimos años a dos conocidas marcas de zapatos deportivos, una de 18 millones de euros para Reebok y otra de 31 millones para Skechers, por afirmar que sus modelos ayudaban a adelgazar, reafirmar músculos, corregir la postura o mejorar la circulación.

 

Noticia anterior

Profeco investiga a la agencia de viajes Escoturs

Siguiente noticia

Festejan a la maestra Guadalupe