Inicio»Espectáculos»Raphael llenó de romanticismo el Coliseo

Raphael llenó de romanticismo el Coliseo

0
Compartidos
Google+

Una gran noche de recuerdos, romanticismo y pasión ofreció el cantante español Raphael ante las cerca de cinco mil personas que se dieron cita al Centro de Espectáculos Coliseo Yucatán.

Con su estilo elegante, fuerte y único el ibérico arrancó los suspiros del respetable, en su mayoría personas de la tercera edad, aunque también se observaron jóvenes quienes corearon y bailaron los más de 30 temas que el llamado “Divo de Linares” preparó para su público yucateco.

A las 21:00 horas, Raphael apareció sobre el escenario elegante y con los brazos abiertos y dispuesto a entregarse como sólo él sabe hacerlo en cada presentación.

Después del intro musical de “Yo soy aquel” ejecutado por su orquesta, el intérprete inició el recorrido musical de varias décadas ataviado con un traje sastre en color negro al igual que su corbata y sus zapatos.

Con la canción “Si ha de ser así”, inició el concierto, le siguieron “Enamorado de la vida” y con “Provocación” prendió el ánimo de los asistentes quienes ovacionaron en las dos horas de concierto al “Divo de Linares”.

Uno de los momentos más especiales del concierto fue cuando Raphael interpretó únicamente acompañado del piano “Por una tontería” y “Volver a nacer”.

Posteriormente, el sonido de la guitarra guiada por su dueño, junto con la voz del Divo y amparados por un sólo reflector, regalaron dos temas clásicos de la autoría de Violeta Parra “Gracias a la vida” y de Rosario Sansores “Cuando tú te hayas ido”.

Otros temas que interpretó Raphael fueron “Que tal te va sin mí”, “Estuve enamorado”, “Cuando tu no estas” y “Maravillosos corazón” que levantó a la gente de sus asientos para bailar, cantar y mover los brazos de lado a lado.

Tras interpretar las canciones “Que nadie sepa mi sufrir” y “Cuando llora mi guitarra, “El Divo de Linares” se despidió de todos los asistentes quienes enseguida se levantaron de su lugar para aplaudir y reclamar su regreso.

Raphael les respondió e interpretó “En carne viva”, “Escándalo”, “Ámame”, “Que sabe nadie” entre otras.

Al interpretar “Frente al espejo” Raphael utilizó un cristal que simulaba un espejo y al final aventó una silla para hacerlo añicos; la gente respondió con aplausos y expresiones como “eres grande Raphael”, “eres único”.

“Estoy muy feliz de estar con ustedes después de bastante tiempo, prometo volver aunque sea solamente para decirles “Como yo te amo”, y de inmediato los acordes de este tema se hicieron escuchar.

Raphael interpretó esa canción como sólo él sabe hacerlo y fue así que cerró su concierto, entre letras románticas y esa pasión que lo han caracterizado durante sus más de cuatro décadas de trayectoria.

Noticia anterior

Horizontes

Siguiente noticia

Regresa la OSY al Club Campestre