Inicio»Espectáculos»Becoming Ashes, en la final del Road to Hell and Heaven

Becoming Ashes, en la final del Road to Hell and Heaven

0
Compartidos
Google+

MÉRIDA, Yuc.— La banda de rock Becoming Ashes representará a Yucatán en la final del concurso Road to Hell and Heaven 2016, a realizarse mañana en el Foro Costra Nostra, de la Ciudad de México, a partir de las 20:00 horas.

En conferencia de prensa, integrantes del grupo informaron que dicho certamen convocó a mil 200 bandas de todo el país, de las cuales Becoming Ashes fue una de las 12 agrupaciones seleccionadas.

Las 12 bandas competirán por el primer lugar para formar parte del festival de metal más grande de México, el Hell and Heaven Fest 2016.

El titular de la Secretaría de la Cultura y las Artes (Sedeculta), Roger Metri Duarte, acompañado de los integrantes del conjunto, Kenny Martín Zapata, Felipe López Segovia, Víctor León Martínez y Andrés Fernando Sobrino Fichtl, indicó que la dependencia estatal se congratula en respaldar a los jóvenes independientes que contribuyan al desarrollo de las artes a través de diversos géneros musicales, en este caso el rock.

La Sedeculta apoyará a la banda seleccionada con el transporte aéreo para su participación en el Road to Hell and Heaven, de resultar ganadores firmarían un contrato con la empresa Live Talent, productora de dicho festival.

Por su parte, el vocalista de la agrupación, Kenny Martín Zapata, expresó que se sienten muy emocionados por haber llegado a la final, ya que este hecho los coloca como una de las mejores bandas de este género a nivel nacional, además de que les abre las puertas con promotores en la escena musical metalera.

El también músico informó que luego de pasar varios filtros, Yucatán estará presente en esta competencia donde esperan ganar su pase al Hell and Heaven Fest 2016. “Formar parte del cartel que encabeza el grupo alemán Rammstein y poder tocar en su escenario ante una asistencia de 80 mil personas sería una gran recompensa después de 11 años de trabajo duro”.

Noticia anterior

Simulacro en fábrica de hielo de Santa Ana

Siguiente noticia

Obras, a los amigos