Inicio»Espectáculos»Confesó Laundrie, por escrito, asesinato de Petito

Confesó Laundrie, por escrito, asesinato de Petito

0
Compartidos
Google+

ESTADOS UNIDOS (Agencias).— El novio de Gabby Petito, una influencer cuyo asesinato conmocionó a Estados Unidos el año pasado, confesó por escrito antes de suicidarse que él la había matado, informó ayer la policía federal (FBI) en un comunicado.

Brian Laundrie se mató de un disparo en la cabeza después de levantar sospechas sobre la muerte de su pareja. Su cuerpo fue hallado el 20 de octubre en una reserva natural del norte de Florida, en el sureste de Estados Unidos, junto con varios objetos, entre ellos una libreta.

“Una revisión de la libreta reveló declaraciones escritas del señor Laundrie en las que asumió la responsabilidad por la muerte de Petito”, indicó el FBI en el comunicado.

“La investigación no ha identificado a ningún otro individuo, aparte de Brian Laundrie, implicado en la trágica muerte de Gabby Petito”, aseguró el agente Michael Schneider en el documento.

La familia de Petito se mostró convencida de la responsabilidad de la pareja de su hija tras entrevistarse con el FBI.

“La calidad y cantidad de los hechos y la información recogida por el FBI no deja ninguna duda sobre el hecho de que Brian Laundrie asesinó a Gabby”, aseguró en un documento compartido por su abogado.

Laundrie, de 23 años, y Petito, de 22, salieron de Nueva York en julio para recorrer el oeste de Estados Unidos en una camioneta durante cuatro meses.

Durante días, divulgaron en las redes sociales imágenes en las que se los veía sonrientes. Pero el uno de septiembre Laundrie volvió sin ella a North Port, en Florida, donde ambos vivían con la familia de él. El 13 de septiembre huyó tras negarse a contestar a las preguntas de la policía.

Los peores presagios se confirmaron respecto a Petito. Su cadáver apareció el 19 de septiembre en el Parque Nacional de Gran Teton, en Wyoming. Y el 12 de octubre se anunció que había muerto estrangulada.

Un video publicado en septiembre por la policía de Moab, una pequeña ciudad de Utah, había aumentado aún más las sospechas en torno a Laundrie.

En las imágenes, Petito aparecía llorando en un coche después de que la policía interviniera por una disputa con él.

La historia de Petito es tristemente común en un país donde cientos de miles de personas desaparecen cada año.

Noticia anterior

Siguen problemas con volqueteros

Siguiente noticia

“TÓMELO CON CALMA”: Ataque a la libertad de expresión, resolución de la SCJN