Inicio»Local»Irregularidades en bares y discotecas

Irregularidades en bares y discotecas

0
Compartidos
Google+

Falta de salidas de emergencia, extintores obsoletos, carencia de señalética de rutas de evacuación, problemas en las instalaciones eléctricas y venta de licor adulterado, son las constantes en la mayoría de los 600 bares, discotecas y centros nocturnos de la ciudad, y además muchos no respetan el horario para la venta de alcohol.

Estas situaciones ocurren en estos centros de diversión para jóvenes, adultos e incluso menores de edad, pues varias de las discotecas ubicadas en el malecón de la ciudad han sido sancionadas por permitir la entrada de menores.

Las autoridades realizan constantes visitas de inspección y vigilancia para verificar que estas “discos” cumplan con las leyes de Protección Civil y de Alcoholes, que son las que las rigen directamente.

El director de Protección Civil Municipal, Erber René Cohuó Canul, reconoció que “hay detalles que estos establecimientos no cumplen. Por ejemplo, carecen de salidas de emergencia, sus extintores están vencidos, la señalética de las rutas de evacuación permanecen en los lugares donde no deben estar y tienen problemas en las instalaciones eléctricas”.

“Un 70 por ciento está cumpliendo, el resto está en eso, pero si no cumplen, no tienen su constancia de verificación, y por lo tanto no pueden funcionar. Por ello, la recomendación ha sido siempre la misma: cumplir con las medidas de seguridad”.

Una de las acciones del Centro Municipal de Protección Civil es verificar los bienes inmuebles, tarea que realizan en base a una solicitud que llega a la Dirección, como parte de un requisito para la licencia de funcionamiento que se otorga. Estas acciones de verificación y vigilancia a bares, discotecas y centros nocturnos se realiza cada año y en algunas ocasiones son requisito para la renovación de los permisos.

“Nosotros vamos, verificamos, y si las instalaciones no cumplen con las medidas básicas de protección civil, no procede la entrega de la constancia de verificación, y por consiguiente, la licencia de funcionamiento”.

Para garantizar la seguridad de las personas que disfrutan de esos centros nocturnos, Protección Civil lleva a cabo incluso verificaciones diarias. “Primero llevamos la invitación y se le entrega al dueño del bien inmueble, con quien se acuerda la fecha y hora de la visita. Esto para que ellos tomen sus medidas de seguridad”.

 

IMPORTANTE PREVENIR

Ante estas carencias, la cultura de la prevención debería surgir como requisito indispensable para los propietarios de bares, discos y centros nocturnos, que consciente o inconscientemente ponen en riesgo a sus clientes, al no ofrecer medidas de seguridad adecuadas para su estancia.

Cohuó Canul considera que esta cultura paulatinamente mejora, pues la gente toma consciencia sobre la importancia de proteger a la población. Además, es requisito indispensable para que los empresarios del ramo tengan su licencia de funcionamiento.

“Bares y centros nocturnos son lugares de convivencia. Entonces lo principal que deben tomar en cuenta sus dueños es que tienen por delante la seguridad y la vida de los ciudadanos que los visitan”.

Por ello, para cuidar de los consumidores, es necesario que los propietarios de estos establecimientos cumplan al cien por ciento con lo que señala la Ley de Protección Civil, aunque aclara que “la cultura de la protección civil es responsabilidad de todos, tanto del Gobierno como de los ciudadanos. Es un tema en donde todos estamos involucrados”, afirmó.

Noticia anterior

Crece demanda de trajes carnavalescos: M. Pérez

Siguiente noticia

Detienen a mexicano y canadiense por agresión en Progreso