Inicio»Local»Conmoción en concierto católico

Conmoción en concierto católico

0
Compartidos
Google+

Cientos de campechanos disfrutaron el concierto católico “Cielo Abierto” que se realizó ayer en el estadio de sóftbol del Sindicato de los Tres Poderes, en el que vivieron una noche de adoración y gloria al Creador.

Este trascendental concierto, que por varios años ha presentado sin innovaciones el Grupo Emmanuel, fue promovido como una experiencia de encuentro con Dios, centrada en Jesús Eucaristía.

Las actividades de este evento comenzaron ayer con una misa matutina oficiada por el presbítero Juan Pablo Valadez en la iglesia de Santa Ana, donde estuvieron los integrantes del Grupo Emmanuel y los servidores de la comunidad “Pan de Vida”.

Con la apertura del concierto cerca de las seis de la tarde comenzó una importante oportunidad para que los jóvenes pasaran una tarde de encuentro con Jesucristo, por medio de una noche de adoración.

“Cristo ha abierto el Cielo para que tú joven nunca más te sientas solo”, con estas palabras el vocalista principal dio la bienvenida a los jóvenes reunidos en el estadio.

Entre cada melodía los intérpretes predicaban sobre la palabra de Dios y el amor hacia la Virgen María con emotivos mensajes y oración que los asistentes repetían textualmente, situación que emociono a más de uno que no contuvo las lágrimas, situación que originó que se abriera un espacio en la parte trasera del estadio para confesar a quienes quisieran su reconciliación con Dios. En esta última actividad participaron tres sacerdotes para agilizar la larga fila que se formó.

Los temas más importantes que abordaron durante las tres horas de concierto fueron suicidio, drogadicción, aborto, problemas sociales y la dignificación de las mujeres, entre otros, para cumplir con el objetivo de reforzar la fe de los jóvenes y familias

Al cierre del concierto se llevó a cabo la única innovación del mismo, al cambiar la misa de cierre por una hora santa que inició con la entrada del Santísimo portado por el presbítero Gerardo Castillas González, quien recorrió el pasillo central donde estaban niños y jóvenes con velas, y mientras los creyentes aplaudían, se arrodillaban al paso tocando la cruz de madera que fungió como depositario de la ostia consagrada.

Todo esto sucedía mientras los siete intérpretes de Emmanuel cantaban “Tú reinarás”, “Santo es tu nombre”, “Tu gloria en este lugar”.

Noticia anterior

Macroclase de aeróbics en Lerma

Siguiente noticia

Sherlyn regresará a la pantalla grande