Tribuna Campeche

Diario Independiente

Uniones gay ya no las detiene nadie

Si amparo de las mujeres llega a la Suprema Corte de Justicia, la boda será autorizada: A. Arceo Corcuera

El matrimonio es un contrato civil y no tiene porque haber negativa para que dos personas del mismo sexo lo celebren, pues ya hay el sustento jurisprudencial suficiente para que obligue a que eso ocurra en todos los estados, opinó Álvaro Arceo Corcuera, consejero jurídico del gobernador, al considerar necesario que los legisladores locales ajusten la Ley de Sociedades de Convivencia y consideren esa circunstancia.

Las leyes hay que adecuarlas a los tiempos, y los actuales no son los que vivieron quienes elaboraron el Código Civil, aunque haya muchas personas que piensan en otro sentido, precisó, preguntado sobre la negativa del Registro Civil a celebrar la unión civil de dos mujeres. Eso se debe a que no tiene el sustento legal, aunque de llegar el caso a la Suprema Corte de Justicia de la Nación fallará a favor de las solicitantes.

La tendencia mundial es autorizar las sociedades de convivencia, para que haya un contrato civil en las entidades federativas que permitan una unión legal entre dos personas, independientemente de su sexo. O sea, masculino con masculino, femenino con femenino, así como existe masculino con femenino.

Sí debe aprobarse, pese a la oposición de la Iglesia Católica. Las Organizaciones No Gubernamentales y Derechos Humanos van en ese sentido. El matrimonio es un contrato civil, y no tiene porque haber negativa para que un femenino lo celebre con otro femenino, o masculino con otro masculino. Punto, reiteró.

 

DEBEN ADOPTAR

Arceo Corcuera también abordó el tema de la adopción, y sostuvo que una pareja ya constituida legalmente, sea masculino con masculino o femenino con femenino, sí puede adoptar. Los pasos que hay que dar, como yo lo veo, son: número uno, autorizar la sociedad, llámenle como le llamen, y dos, una vez que exista, pueden adoptar.

Hace un mes, recordó, surgió un problema en las Naciones Unidas, donde Organizaciones No Gubernamentales protestaron contra algunos países que prohiben que una pareja del mismo sexo adopte. Están pronunciándose avasalladoramente por el sí. Femenino con femenino pueden adoptar, masculino con masculino también, y mi opinión es que sí pueden adoptar.

Actualmente un masculino sólo pueden adoptar en lo individual a un niño o a una niña, al igual que una femenina, independientemente de su preferencia sexual, pero si se unen legalmente entonces no pueden.

Por ello, insistió en que vale la pena adecuar la ley local y que haya reuniones entre los legisladores para que se pongan de acuerdo. Algunos en su moral no estarán de acuerdo, pero como legisladores representan a la ciudadanía. En lo personal participé en esas discusiones varias veces cuando estuve en la Ciudad de México en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, y oí todo tipo de opiniones. Estoy convencido de que deben ser autorizadas las uniones civiles, y eso no lo para ni lo debe parar nadie, concluyó.