Tribuna Campeche

Diario Independiente

Si se violentó Estado laico, demanden, plantea obispo

Se niega a hablar sobre primera boda gay local

“Quien crea que se cometió un delito o se violentó el Estado laico, que ponga su demanda”, señaló el obispo José Francisco González González, respecto a la inauguración del monumento Stella Maris en Ciudad del Carmen, en la que participó junto con el gobernador Fernando Eutimio Ortega Bernés y el alcalde Enrique Iván González López, al tiempo que se negó a opinar en torno a la primera boda entre dos personas del mismo género, que tendrá lugar próximamente en Campeche.

Al concluir la misa dominical, reporteros acudieron a la sacristía de la Iglesia Catedral, para tratar de entrevistar al pastor de la grey católica, quien por más de tres semanas estuvo ausente de la ciudad y sólo se supo de él por su participación en los eventos religiosos del municipio de El Carmen.

El obispo condicionó la entrevista a que se tratara de temas que él quisiera abordar, pero al escuchar que el primer cuestionamiento fue respecto al próximo matrimonio civil de María José Estrada y Faride Cabrera, señaló: “No quiero hablar de eso; saben muy bien lo que piensa la Iglesia de esos temas, y si únicamente basta con recordar lo que dice la Biblia, para que nos contrapuntean, como si de veras los odiáramos.No somos homofóbicos, pero sé que lo que yo diga será reclamado”.

El segundo tema fue en torno a la instalación de la Stella Maris, con recursos de la Comuna carmelita, y su participación en el evento, junto con el gobernador y el alcalde de El Carmen. El obispo apuntó: “Lo único que tengo que decir de eso, es que aquellos que crean que se cometió un delito, que pongan sus demandas… Nos vemos. Adiós”.

Así, González González, quien momentos antes durante su homilía había hablado de quienes entierran las heces como el gato, y siguen su camino como si no pasara nada, dio por concluida la entrevista y salió de la Sacristía.

 

ASPAVIENTO POR SUICIDIO

En los medios de comunicación se hace alharaca de los suicidios, pero no de las infidelidades, fornicaciones o pornografía, que se vuelven adicción y son actitudes que destruyen a la sociedad, señaló en su homilía dominical el obispo José Francisco González González.

Enfatizó que muchas personas, como los gatos, ante las conductas destructivas, echan tierra a sus heces, y siguen su camino como si no pasara nada.