Inicio»Local»Plan de esterilización de Salud, desastroso

Plan de esterilización de Salud, desastroso

0
Compartidos
Google+

Activistas en favor de los animales, denunciaron las irregularidades en incurre la Secretaría de Salud en su área de Vectores y Zoonosis, en que literalmente experimentan con gatos y perros, pues tuvieron conocimiento director de las malas operaciones practicadas a diez ejemplares en donde el cien por ciento presentó deficiencia y reflejó incapacidad de los encargados.

Socorro Minaya Cámara, Nancy Frech Carrión y Lorena Lezama Arroyo, lamentaron la insensibilidad con la que se comporta el titular de Salud, Alfonso Cobos Toledos, quien pese a que fue notificado de estas deficiencias que ponen en entredicho su actuar al frente de la dependencia, simplemente ha preferido ignorarlas.

Frech Carrión destacó que estas deficiencias las pudieron constatar el pasado 15 de noviembre, en la realización de una jornada de esterilización, en las que en cien por ciento de las intervenciones fueron deficientes y en que se llegó al colmo de que se presentaran problemas por mala sutura.

“Y si en lo esencial se evidenció incapacidad, nos queda claro que la hicieron carniceros en lugar de especialistas”.

Se presentaron casos de hernias que ameritaron nuevas intervenciones y hospitalizaciones en servicios privados, pues a pesar de que se notificaron las deficiencias, les atendieron hasta cinco días después.

Minaya Cámara indicó que desde hacía casi un lustro no se había presentado de nueva cuenta al departamento de Vectores y Zoonosis del Indesalud, pues la situación era deficiente “pero ahora es peor”.

Explicaron que son un grupo de ciudadanos proactivos, con varios años de experiencia y trabajo a favor de la comunidad, para resolver la sobrepoblación canina y fomentan las medidas de prevención para el control de las zoonosis contenidas en la NOM-011-SSA-2011 inciso 8.1.1.5, recurriendo a la esterilización, no sólo como medio para prevenir la rabia, sino para abatir la multiplicación indiscriminada.

Recurrieron a esta jornada, pero su sorpresa fue que se toparon con gente sin capacitación y que hicieron su labor sin supervisión ni experiencia. Lamentaron que literalmente se experimente con perros y gatos de la calle y que hayan ocasionado un daño patrimonial a los activistas, que debieron de correr con todos los gastos que se generaron con las recuperaciones particulares de los ejemplares.

Precisaron que el hecho de que se trataran de perros y gatos, no debe ser impedimento para corregir la falta de experiencia, protocolos y capacitación de este personal, pues es un imperativo ético que la Secretaría de Salud, observe los más altos estándares de calidad en los procedimientos y servicios al público.

Noticia anterior

Impulsan consumo de pescados y mariscos

Siguiente noticia

Alcohol, catalizador de la violencia de género