Inicio»Local»Están a casi 60 años de festejar a la Candelaria

Están a casi 60 años de festejar a la Candelaria

0
Compartidos
Google+

A dos años de ajustarse seis décadas de festejos ininterrumpidos a la Virgen de la Candelaria, los candelarenses se aprestan a venerar a la considerada patrona de este exuberante municipio, que en su honor lleva su nombre.

El cronista de la ciudad, Alvaro López Zapata, rememora el primer festejo en 1957, tras la donación de don Anselmo López Meléndez a la iglesia de la primera imagen de la Virgen, que trajo de España en 1951.

A seis años de su llegada se celebró la primera fiesta patronal. Fue del 2 al  10 de febrero, con diversas actividades religiosas. La imagen, diseñada con madera y manos de yeso, costó 15 mil pesos.

Era presbítero Humberto Jesús Mugarte Chan y comisario municipal Efraín Inurreta Mucel. La fiesta se desarrolló con gran entusiasmo por la pasión que imprimía a sus actos el padre Mugarte, “quien estuvo con nosotros tres mil 867 días, del 25 de marzo de 1956 al 26 de octubre de 1966, recuerda con nostalgia el cronista.

Su obra la apoyaban las damas católicas y animaban la feria los juegos mecánicos “Ordóñez”. La segunda feria fue similar, aunque una intensa onda fría redujo la afluencia.

Se celebró igual que la anterior en el Parque Principal, contratada por el comerciante Miguel Cambranis Pinzón. En el periodo de Efraín Inurreta Mucel los festejos nocturnos fueron cancelados por violento frío.

 

PROCESIÓN MARINA

En la tercera fiesta patronal —recuerda el cronista— la imagen de la Virgen salió en procesión de la iglesia hasta la orilla del río, y de ahí continuó en el barco “Don Beto” hasta la comunidad de Nuevo Coahuila, acompañada de todos los barcos de la época, pues era el principal medio de transporte.

Retornó en iguales condiciones ante el extraordinario regocijo de los candelarenses. Hace unos 20 años cambió la celebración. Ahora inicia el 17 de enero y concluye el tres de febrero.

Para el cura Saúl Zavala Priego, los festejos más que muestra de mercantilista, es demostración de fe y devoción a la Virgen, que se refuerza con la visita de otras sagradas imágenes.

La festividad inició el 17 de enero con la visita de la imagen del Cristo de la Salud de Hecelchakán, y concluirá el tres de febrero con el regreso a su altar de la imagen de la Virgen de la Candelaria.

El pasado fin de semana se recibió la imagen de Nuestra Señora del Carmen. El primero de febrero se tienen las visitas de las parroquias del Estado de México y Miguel Hidalgo y el dos del Señor de San Joaquín  del municipio de Palizada.

En el Día de la Candelaria a las 16:00 horas oficiará misa de confirmación masiva el obispo José Francisco González González, en la iglesia de Nuestra Señora de la Candelaria. A las 17:00 horas iniciará la procesión y el paseo de la Virgen por el río.

La feria deja una gran derrama económica, de la que no se informa, pues no es una empresa, replica el sacerdote Ángel Lugo. Sólo ingresa por colectas y ventas. Tratamos de que todos participen.

Noticia anterior

Van seis suicidios en enero

Siguiente noticia

Luis Miguel, ícono del romanticismo