Inicio»Local»Pierden cañeros 50 millones por inundaciones: dirigente

Pierden cañeros 50 millones por inundaciones: dirigente

0
Compartidos
Google+

El líder de la Unión Local de Productores de Caña (ULPC), Ambrosio López Delgado, manifestó que por las pérdidas que dejaron las inundaciones de 800 hectáreas de cultivos, hasta por 50 millones de pesos, al menos 200 productores del Ingenio Azucarero “La Joya” están en dificultades para cubrir sus créditos bancarios, y por más que por la vía pacífica han solicitado apoyo al Gobierno del Estado y al Federal, hasta ahora no han tenido respuesta.

El también diputado local del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional (PRI) indicó que los cañeros se encuentran en una situación complicada, debido a las pérdidas que registraron por las inundaciones, y a la falta de liquidez para pagar los créditos que solicitaron.

Se trata de más de 800 hectáreas de unos 200 productores de 29 ejidos, unos más afectados que otros, sobre todo en la vera del Río Champotón, los ejidos El Zapote, Ulumal, Kanasayab, San Juan, San Miguel y Moquel, fueron los que resintieron más afectaciones, puntualizó.

Y añadió que realizaron un estudio para determinar las condiciones que dejó a su paso la tormenta tropical Cristóbal, el cual se entregará a las autoridades estatales y federales para que puedan apoyar a los cañeros que perdieron sus cultivos.

Se hizo una petición al Gobierno del Estado y al Federal para que tomen en cuenta a los cañeros, a fin de que los puedan ayudar a salir adelante. No queremos que nos paguen todas las pérdidas, pero que el Fonden se vea en los grupos de producción organizados, y en los que realmente perdieron gran parte de su cosecha, planteó.

“En pérdidas representa mucho dinero, porque la mayoría de los productores cañeros trabajamos con crédito; es de entenderse que somos de las organizaciones de más producción, y pues los bancos nos tienen dado préstamos para poder cultivar y sembrar la caña”.

López Delgado refirió que los productores que perdieron entre cinco y seis hectáreas de caña por la inundación que dejó Cristóbal tardarán dos años para ponerse al corriente, es decir, para cubrir sus créditos dejarán de ganar durante dos zafras.

“Las autoridades no han mostrado voluntad para involucrarse en este asunto, pero los cañeros agotarán la vía pacífica para resolver este problema, aunque si no tienen respuesta favorable, no les quedará otra que realizar movilizaciones”, advirtió su dirigente.

Noticia anterior

Denuncian la invasión de rutas de combis foráneas

Siguiente noticia

Vigila Copriscam el uso obligatorio de cubrebocas