Inicio»Local»Habrá más amparos contra el Tren Maya

Habrá más amparos contra el Tren Maya

0
Compartidos
Google+

Integrantes del Colectivo Tres Barrios, que integran unos 400 propietarios de viviendas ubicadas a un costado de las vías férreas en las colonias Camino Real, La Ermita y Santa Lucía, advirtieron que pese a no estar en contra del proyecto del Tren Maya, no aceptarán reubicarse, pues los respaldan documentos legales que datan de hace 127 años, por lo que se defenderán legalmente y recurrirán incluso a cortes internacionales.

Luego de que el director del Fonatur, Rogelio Jiménez Pons, expuso que a través de la ONU-Hábitat se respetará el derecho de los vecinos, Guadalupe Gutiérrez Cáceres y Lourdes Ganzo Rivera, representantes de la agrupación, alertaron sobre el doble discurso del Gobierno de la República, pues en el portal de ese Fondo se publicó hace unos días una licitación para contratar a un despacho de abogados que emprenderá los procesos legales para recuperar el derecho de vía en el tramo de Palenque a Calkiní, y para esas acciones destinarán 26.7 millones de pesos.

La representante de vecinos del barrio de Santa Lucia, Guadalupe Gutiérrez Cáceres, comentó que al representante del Gobierno Federal se le ha propuesto reubicar las vías férreas, aunque no ha querido reunirse con los propietarios de las 300 viviendas, para tratar de llegar a un acuerdo.

Por eso no creemos a Jiménez Pons cuando asegura que habrá dialogo y que no los obligarán a reubicarse, ya que siempre ha existido cerrazón del representante del Gobierno Federal. Nos tratan como invasores, que no somos, porque contamos con documentos avalados por el Registro Público de la Propiedad, que datan de 1893, por lo que no vamos a permitir que atropellen nuestros derechos, afirmó.

No vamos a vender. Nosotros fuimos antes de cualquier proyecto ferroviario, y 127 años nos avalan. No me voy a salir de mi vivienda nada más porque el Gobierno quiere, sino porque creo y asumo que tengo derechos.

Esperaremos para ver en qué condiciones se dará el diálogo, siempre y cuando sea respetando los derechos de los propietarios de las 300 viviendas, en el perímetro de 3 kilómetros de vías férreas, precisó.

La representante de vecinos del Camino Real, Lourdes Ganzo Rivera, afirmó que las 450 familias asentadas cuentan con título de propiedad, por lo que no permitirán su reubicación, como pretende el Gobierno Federal.

Contamos con un amparo para que por la emergencia sanitaria no se avance en los trabajos de construcción del Tren Maya, e interpusimos una ampliación de amparo para solicitar la reubicación de las vías.

No estamos en contra del Tren Maya, porque sabemos que va a traer progreso, pero pedimos que se pongan en nuestro lugar, puntualizó. Tienes toda una vida en tu vivienda, que fueron de tus bisabuelos, abuelos y padres, por lo que hemos solicitado por muchos años la reubicación de estas vías.

Noticia anterior

portada

Siguiente noticia

Parada la pesca de camarón por los frentes fríos