Inicio»Local»Politizan legisladores el retorno a las aulas

Politizan legisladores el retorno a las aulas

0
Compartidos
Google+

Mientras que un diputado independiente y dos panistas señalaron que el regreso a clases presenciales representa una amenaza irresponsable y asesina del Gobierno Federal para satisfacer el ego del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien pretende usar a Campeche como laboratorio, otra legisladora independiente y una morenista se pronunciaron por la reapertura de las escuelas, y defendieron la decisión.

 

El independiente Luis Alonso García Hernández, y los panistas María de los Dolores Oviedo Rodríguez y Francisco José Inurreta Borges, se manifestaron contra la presión del presidente López Obrador para que Campeche sea el laboratorio del país.

En un debate que inició García Hernández, acusó a la Federación de pretender usar a los hijos de los campechanos como “conejillos de india”, y exigió dejar en paz al Estado en cuanto al regreso a clases presenciales.

 

“Campeche no puede poner niños muertos para satisfacer el ego del Gobierno Federal. La salud de los campechanos no es negociable políticamente. Hay que cuidar a niños de la amenaza asesina de un Gobierno Federal que quiere agarrar de laboratorio a nuestro Estado”.

Esta postura tuvo respuesta de su homóloga morenista, María Sierra Damián, quien calificó como “negativo que se use la tribuna para decir cosas que no tienen validez”, y justificó que la condición en el semáforo epidemiológico es apta para la reanudación de las clases presenciales, derivado de la decisión del Gobierno Federal con base en los datos que le aporta su homólogo Estatal. “Es lamentable que podamos usar esto como una situación de tipo político”.

Por su parte, la albiazul Oviedo Rodríguez asentó que es una falta de responsabilidad de la administración federal querer imponer sin criterios científicos que se abran las escuelas, ya que por más protocolos sanitarios que se establezcan, los niños están expuestos.

“Todas las personas que intervienen en la comunidad escolar deberían estar vacunadas para poder asistir a la escuela, sin embargo, la vacunación va muy lenta, y para que toda la población lo esté, con el ritmo que lleva el Gobierno Federal demoraría hasta cinco años”.

Pero la independiente Biby Karen Rabelo de la Torre reviró que si la Federación decidió que Campeche sea el primer Estado del país en abrir las aulas, es porque el Gobierno del Estado dio información en ese sentido, aunque desde el inicio de la pandemia había alterado las cifras y ocultado el número real de contagios, y se pronunció por el regreso a clases presenciales.

El panista Inurreta Borges se sumó a la demanda de que se debe inmunizar a toda la población, y que el Gobierno Federal envíe un millón de vacunas para todos los habitantes de Campeche, a fin de que realmente sea un regreso seguro a clases presenciales.

Noticia anterior

Ya fueron vacunados más de 100 mil campechanos

Siguiente noticia

Construyen morenistas estructura electoral con presiones, denuncia