Inicio»Local»Alertan de desalojo por el “Tren Maya”

Alertan de desalojo por el “Tren Maya”

1
Compartidos
Google+

El Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) pretende un desalojo forzoso en contra de las 300 familias asentadas en La Ermita, Camino Real y Santa Lucía, a pesar de que cuentan con la suspensión provisional de amparo de la primera etapa del denominado proceso de relocalización consensuada, denunciaron dirigentes del colectivo “Tres Barrios”.

Guadalupe Gutiérrez Cáceres, representante de esa agrupación, reprobó el anuncio de la ONU-Hábitat de haber concluido el diseño del “Plan de Relocalización Consensuada”, con el que pretenden desalojarlos de sus viviendas para la construcción del Tren Maya.

Por la suspensión provisional concedida por un juez federal, recordaron, ONU-Hábitat, contratada por Fonatur, no podía emprender trabajos de relocalización consensuada en el tramo de los Tres Barrios en la ciudad capital, y afirmaron que se mantendrán firmes en la defensa de sus patrimonios.

La oficina en México de ONU-Hábitat no participa en el proyecto Tren Maya en su carácter de representación internacional independiente, sino como contratista de Fonatur, y no se nos tomó en cuenta para el diseño del plan de relocalización consensuada, denunciaron en carta abierta.

Gutiérrez Cáceres indicó que la oficina de México de ONU-Hábitat fue contratada para el diseño de ese plan, pero los trabajos se encuentran suspendidos por el amparo que ganaron, en tanto continúe la pandemia por el coronavirus.

Ni Fonatur ni ninguna otra autoridad posee facultades legales para iniciar desalojos por su propia cuenta, por lo que lo acusamos de que buscan un desalojo forzoso en contra de vecinas y vecinos que vivimos en estos barrios desde hace tiempo, agregó.

Contamos con los títulos de propiedad que avalan que las viviendas se encuentran desde antes de la construcción de las vías de ferrocarril, precisó, y reiteró que no se han entablado mesas de diálogo para el diseño del plan de relocalización consensuada.

ONU-Hábitat no diseñó este plan con la participación de las y los vecinos, por lo que no se trata de un proceso consensuado como anuncian, decidieron que nos desalojarían y hasta a qué casas y en qué terrenos nos llevarían, pero ninguna de las familias hemos claudicado en la defensa de nuestro patrimonio, subrayó.

Por esas circunstancias hizo un llamado a la sede de la ONU-Hábitat en Nairobi, Kenia, para que intervenga en este caso y se pronuncie sobra las acusaciones de su representación en México, que pretende proceder con el desalojo, violando sus derechos humanos y a la vivienda.

Noticia anterior

Portada Carmen

Siguiente noticia

Posible en 90% formación de ciclón: Conagua