Inicio»Local»Reprobados los alcaldes del sur

Reprobados los alcaldes del sur

0
Compartidos
Google+

Enriquecimiento inexplicable, incumplimiento de promesas, cabeceras municipales y comunidades rurales en completo abandono y numerosos aviadores en las nóminas, caracterizaron a los alcaldes de Escárcega, Rodolfo Bautista Puc; Candelaria, Salvador Farías González; Champotón, Daniel Martín León Cruz; Calakmul, Luis Felipe Mora Hernández, y Palizada, Maritza Díaz Domínguez.

Bautista Puc no cumplió su promesa de encabezar un gobierno de legalidad, cuentas claras y puertas abiertas, incluso se negó a remodelar los módulos policiacos pese a ser sus principales compromisos de campaña. En cambio, se enriqueció, adquirió propiedades y privilegió la remodelación de su casa y la de su mama, y mejoró las zonas donde tienen sus domicilios sus principales colaboradores.

Rigoberto Cisneros Arredondo, Uzziel Eliud Farfán Pérez y Héctor de la Cruz García, dirigentes municipal del PRD, de Redes Ciudadanas y de la Unión Campesina Democrática (UCD), respectivamente, calificaron el gobierno que está por concluir como el peor de todos.

“En tres años, la soberbia, la arrogancia y la prepotencia lo caracterizaron. Prefirió enriquecerse en vez de atender las principales necesidades de la gente, por esa razón, las colonias y comunidades mantienen acentuadas sus principales necesidades e innumerables carencias”.

“También fue evidente y descarada su decisión de remodelar su vivienda en la colonia Fátima, las mejoras a la casa de su mama y a la cuartería que edifica en ese predio, en la colonia Concordia, al igual que la parcela en la colonia Jorge Carlos Hurtado Valdez, donde mejoró el camino para cerrarlo y controlar el acceso, incluso fue acusado de mantener personas armadas. Sin olvidar su predio en la avenida Héctor Pérez Martínez y otras propiedades en Quintana Roo”, expusieron.

Fue grave igual su vínculo con la delincuencia y grupos de delincuentes que operan en la ciudad con robos a casas-habitación, y hasta se le señaló como parte de la banda de asaltantes de tráileres, que derivó en la detención de su excoordinador de Protección Civil, Héctor García Tejocote, quien permanece preso en el penal de San Francisco Kobén.

 

EN CANDELARIA, ciudadanos reprobaron la administración de Farías González, pues a pesar de haber logrado tres veces la alcaldía, en el trienio por concluir no le cumplió a la población por dedicarse a la política. Primero aspiró a ser candidato a la gubernatura, luego se conformó con la candidatura a la diputación federal, que perdió de manera apabullante.

Por todo eso, dejó obras inconclusas como el mercado público municipal, cuya construcción la inició hace seis años, y heredó calles destrozadas y pozos inconclusos en comunidades rurales.

Arquímedes García Sánchez, coordinador municipal del partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), y los ciudadanos Antonio Cab Ordóñez y Bernabé Juárez Palmillas dijeron que la Auditoría de Superior de la Federación (ASF) debe intervenir para checar la situación de dicha obra, pues se sabe que fueron 30 millones de pesos de inversión, como para que aún no se haya concluido por supuestas deficiencias del inmueble.

Hubo mejoras, pero sólo para él, su familia y allegados, porque el pueblo sigue igual o peor. Además, hay más delincuencia, robos a casa-habitación, acá no hay ley, la policía brilla por su ausencia y se dedica a infraccionar a gente humilde que viene de los ejidos.

“Farías trabajó bien en su primera administración, pero en la segunda y esta tercera se aprovechó del pueblo”, expresaron.

Son las peores administraciones

El gobierno que preside León Cruz tampoco le cumplió a los champotoneros, se quejaron ciudadanos, “pues deja deficiencias en los servicios de recolecta de basura, pésimo alumbrado público, inconclusas pavimentaciones de calles, nulo mejoramiento urbano y falta de apoyos a sectores vulnerables.

Adriana Daniela Durán comentó que la recolecta de basura dejó mucho que desear, y el servicio empeoró en vez de mejorar. Laura Berzunza Martínez resaltó que las fallas en el suministro de agua potable son muy frecuentes, mientras Carlos Pacheco reprochó la falta de alumbrado público en calles y avenidas, y añadió que por su colonia, el Aserradero, desde hace años hacen falta guarniciones.

El edificio del Palacio Municipal —hoy sin suministro eléctrico por no pagar a la Comisión Federal de Electricidad (CFE)—, de manera específica en los bajos de las arquerías, la pintura está descarapelada y hay cuarteaduras. Al interior del inmueble hubo un área cuyo techo colapsó, y hasta la fecha no asignaron recursos para su reparación.

 

EN CALAKMUL, las promesas de ser un municipio más productivo quedaron en eso, pues la cabecera quedó en peores condiciones, mientras en las comunidades rurales faltó gestión para cumplir las  propuestas de mejorar la vida de sus habitantes.

En el sector productivo, el edil Mora Hernández prometió perforar pozos, sistemas de riego y mecanizados, pero no cumplió, tampoco con la construcción de infraestructura  urbana como calles, alumbrado público y agua potable.

Entrega la administración sin Palacio Municipal, sin mercado y sin biblioteca, pues estas obras fueron demolidas para construirlas de nuevo, proceso que avanza demasiado lento y las oficinas están esparcidas por doquier.

 

EN PALIZADA, se concretaron una o dos obras de relumbrón que fueron 100 por ciento del Gobierno del Estado, por lo tanto, la alcaldesa Díaz Domínguez no puede presumir alguna acción u obra que haya realizado.

Las comunidades rurales exhiben abandono, sus caminos de acceso están en condiciones intransitables. La autoridad municipal no resolvió el problema del agua potable en la cabecera y la promesa de la planta potabilizadora tampoco se concretó.

Por este escenario de retroceso, no hay ninguna razón que haga decir a los paliceños que este fue un buen gobierno, de ahí la exigencia de que la auditen, pues además de que había numerosos aviadores se sabe de su enriquecimiento repentino con propiedades en  varias ciudades, como Mérida, Yucatán, además de que dotó de vehículos a su esposo y a otros familiares.

Noticia anterior

Portada Carmen

Siguiente noticia

Noveno en embarazo infantil