Tribuna Campeche

Diario Independiente

Acribilla un sicario a policía municipal

Da click para más información

ESCÁRCEGA.— Presunto sicario, auxiliado por un motociclista, acribilló al oficial Anastasio Aldana Santos, de la Dirección de Seguridad Pública Municipal de Escárcega, cuando llegaba a bordo de su camioneta a su casa en la calle 57 por 65 de la colonia Ignacio Zaragoza. Se presume que fue ajuste de cuentas. Había recibido amenazas de muerte, sin que sus jefes ordenaran protegerlo.

Anoche, hasta el cierre de esta edición, y luego de varios cateos, habían sido detenidos al  menos dos sospechosos del crimen. Este hecho se suma a la ejecución de un exoficial del Ejército Mexicano en el Municipio de Champotón, y enciende los focos de alerta entre el personal de las corporaciones policiacas, pues en menos de una semana han ocurrido al menos cinco asesinatos.

El reporte del homicidio del oficial de la policía escarceguense, de 28 años de servicio, ocurrió alrededor de las ocho de la mañana de ayer. De acuerdo con testigos, la ejecución se consumó justo en el momento en que Aldana Santos ingresaba en su camioneta al porche de su domicilio.

Los presuntos sicarios ya vigilaban sus movimientos, pues apenas había salido del Complejo de Seguridad Pública, al terminar su horario de servicio. Eran dos y se transportaban en una motocicleta. Al llegar a su casa, el que iba en la parte trasera descendió y lo rafagueó a quemarropa, cuando bajaba de su unidad. El policía cayó muerto instantáneamente.

Aunque no fue confirmado, pero tampoco desmentido, se sabe que al agente policiaco lo habían amenazado de muerte. Otros de sus compañeros han recibido la misma advertencia, sin contar con el auxilio de sus superiores para trazar una estrategia que dificulte que sean objetivos de la delincuencia. Por eso se presume que el asesinato de Anastasio es el resultado de un ajuste de cuentas.

Tras tener conocimiento del hecho, elementos de la Dirección de Seguridad Pública llegaron al lugar y lo acordonaron, mientras personal de la Agencia Estatal de Investigación (AEI), de las áreas pericial, criminalística y del Semefo emprendieron las pesquisas.

El operativo de búsqueda de los asesinos, en que participaron elementos de la Guardia Nacional, Ejército Mexicano, Vicefiscalía General Regional y uniformados estatales y municipales de la Dirección de Seguridad Pública, condujo a la detención de dos personas, aunque no se confirmó si habían tenido alguna participación.

Los vecinos calificaron al oficial Aldana Santos como persona tranquila, que no causaba problemas. Llevaban buena amistad tanto con él como con su esposa y sus hijos, mayores de edad y casados.

Tras el trabajo de campo, el cuerpo fue levantado y trasladado al anfiteatro de la Vicefiscalía General Regional, con sede en el Municipio, para la necropsia de ley, y luego se les entregó a sus familiares para sepultarlo.

Elementos de la Agencia Estatal de Investigación (AEI) y de la Dirección de Seguridad Pública catearon en diversos sitios de la ciudad, principalmente las colonias Unidad, Esfuerzo y Trabajo 1 y 2, Fertimex, Revolución y Esperanza.

Trascendió que la secretaria de Seguridad Pública del Estado de Campeche, Marcela Muñoz Martínez, y el fiscal general Renato Sales Heredia, estuvieron en Escárcega en las instalaciones de la Vicefiscalía General Regional, aunque no hubo testimonio gráfico, como sí lo hay de su convivencia con internos del Centro de Readaptación Social de San Francisco Kobén.

Los policías municipales, con el apoyo de agentes ministeriales y de la Guardia Nacional, implementaron retenes en las carreteras federales y estatales de la entidad, y las entradas y salidas de las cabeceras municipales, en busca de los sicarios. Hasta anoche no habían resultados.