Inicio»App»Rechazo unánime a “Cárcel abierta”

Rechazo unánime a “Cárcel abierta”

0
Compartidos
Google+

Mientras el fiscal Renato Sales Heredia evadió hablar sobre el programa “Cárcel abierta”, que permitiría a las personas privadas de su libertad (PPL) visitar a sus familiares y trabajar para regresar después al pase de lista, porque es tema de la secretaria de Seguridad Pública, Marcela Muñoz Martínez, el presidente de la Barra de Licenciados en Derecho, José Alfredo Cardeña Vázquez, advirtió que esa decisión sólo le compete a un juez, y la regidora morenista y victimóloga forense Patricia Rodríguez Reyes expuso que si no se hacen las cosas correctamente, “la sociedad pagará las consecuencias”.

Sales Heredia evitó polemizar.  Mejor velo con la secretaria de Seguridad Pública, señaló tajante, cuando le preguntaron sobre la posible implicación de reformas al Código Penal del Estado de Campeche y otras normas, para que las personas sujetas a un proceso penal o sentenciadas puedan salir a trabajar y regresar al pase de lista en los centros penitenciarios de Campeche.

El presidente del Colegio de la Barra de Licenciados en Derecho, José Alfredo Cardeña Vázquez, precisó que el Gobierno del Estado no puede liberar a las personas privadas de su libertad por unas horas, y que posteriormente regresen a los centros penitenciarios al pase de lista, como pretende el programa “Cárcel abierta”, porque la ley es clara y señala que esa decisión sólo compete tomarla a un juez.

No hay manera de que un programa de gobierno esté en contra de lo que exprese la ley. Debemos recordar que los gobernantes sólo pueden hacer lo que les permite la ley, recalcó el abogado.

La medida cautelar de prisión preventiva, sea oficiosa o justificada, es impuesta por un juez en audiencia de control, o en su caso por el juez federal, y los que están sentenciados  están a cargo de un juez de ejecución de penas, por lo que en la ley actual no existe la posibilidad de que el
titular del Ejecutivo tome decisiones que no están dentro de su esfera de competencia, recalcó.

Lo anterior implica que habrá que hacer los ajustes necesarios, y si la idea es procurar la reinserción social  de los reos, que sean aquellos no peligrosos o que pertenezcan a grupos indígenas o personas que hayan sido víctimas de algún tipo de hecho donde no se les haya procurado una defensa adecuada. Sólo de esta manera los abogados estarán a favor. Adecuados siempre al marco legal, enfatizó.

La victimóloga forense y regidora por Morena, Patricia Rodríguez Reyes, expuso que las personas privadas de su libertad deben contar con un estudio para la reinserción social y tener el compromiso de volver a los centros penitenciarios, de lo contrario volverán a delinquir y la sociedad pagará las consecuencias.

No todos los reclusos podrían favorecerse de este programa que pretende impulsar la gobernadora, que si bien es interesante, debe haber sido sometido a un análisis social penitenciario. Que las personas pasen por un proceso de estudio de los puntos donde pueden entrar de nuevo a una sociedad activa, como es el ámbito laboral, social y familiar, precisó.

Se tiene que analizar si hay empresas o instancias para que laboren, cuestionarnos si salen con alguna propuesta de trabajo para poder ser insertados de nuevo. Si estos puntos no han sido analizados con un proceso minucioso, se corre el riesgo de caer de nuevo en un acto delincuencial, advirtió.

La victimóloga insistió en la importancia de que antes de que el programa sea aplicado, se especifique en qué consistirá, para evitar que la sociedad se alarme, al creer que todos los reclusos, sin importar el delito que hayan cometido, tendrán derecho de salir de prisión y contar con los privilegios que se anuncian.

Además, quienes sean beneficiados, deberán haber llevado un acompañamiento previo en el que esté un trabajador social y un psicólogo, y son aristas que en el ámbito jurídico ya debieron ser estudiadas, para evitar que los campechanos paguen las consecuencias de echar a andar un programa que carece de fundamento.

Noticia anterior

Portada Carmen

Siguiente noticia

Silencio e impotencia en el adiós a Aldana