Tribuna Campeche

Diario Independiente

Crecen 300% denuncias en contra de la Fiscalía

Da click para más información

La Fiscalía General del Estado de Campeche continúa acumulando querellas en contra de servidores públicos, al registrar de septiembre de 2021 a agosto del presente año 110 casos, los cuales van en aumento y aún se encuentra impune el presunto homicidio cometido por policías estatales (PE).

De acuerdo a cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnp), de enero a agosto de 2022 hay un incremento de 300 por ciento de los delitos cometidos por servidores públicos en relación a todo 2021 y de mil 660 por ciento en comparación con 2020.

En 2021 los 22 casos querellados ante el Ministerio Público fueron cometidos en la administración de Layda Elena Sansores San Román. Los afectados acudieron ante la autoridad en 13 ocasiones en noviembre y nueve en diciembre.

Aunque no se especifica qué tipo de servidores públicos —municipal, estatal o federal— ni el ilícito —abuso de autoridad, privación ilegal de la libertad, homicidio, etc.– si es claro el aumento de la incidencia. Incluso en agosto del presente año hubo un ligero aumento en comparación a julio, al registrarse nueve casos y en el anterior siete.

El Sesnsp reveló que en lo que va del año, enero es el mes con mayor incidencia, al registrar 24 casos de ciudadanos que acudieron ante la autoridad ministerial para denunciar a servidores públicos. Le sigue febrero con 12, junio, con 11; abril, mayo y agosto con nueve cada uno; mientras marzo y julio siete, respectivamente. En total suman 88 las carpetas de investigación integradas por delitos cometidos por servidores públicos.

Con los 22 de noviembre y diciembre de 2021 suman 110, mientras que en todo 2020 fueron querellados solamente cinco casos, dando un total de 115 en tres años, y es 2022 el de mayor incidencia.

En el presente año, uno de los casos que más impacto generó fue el de, E.C.V., quien contaba con 21 años cuando murió en extrañas circunstancias, bajo custodia de la Policía Estatal (PE), el lunes 7 de marzo.

El caso fue investigado primero por la Fiscalía, y sin embargo su titular Renato Sales Heredia se lavó las manos y afirmó en su momento que era responsabilidad de la Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción del Estado de Campeche el esclarecer el caso, lo que no ha ocurrido.