Tribuna Campeche

Diario Independiente

Decepción ante cancelación de vales.

Otro desprecio de Layda Elena Sansores San Román a los campechanos

Da click para más información

CANCELA GOBIERNO VALES DE LA CANACO Y DEJARÁ DE RECIBIR EL COMERCIO 60 MDP

Sin previo aviso, Layda Elena Sansores San Román rescindió el contrato que el Gobierno del Estado tenía desde hace 18 años con la Cámara Nacional de Comercio y Servicios Turísticos (Canaco Servitur), y dejó sin efecto los Vales Canaco, con lo que el comercio campechano dejará de percibir alrededor de 60 millones de pesos.

Ante esta situación, esa Cámara emitió una alerta a sus socios para que no acepten los vales personalizados que entregaban a los empleados del Gobierno Estatal.

El Consejo Directivo de la Canaco que preside Carlos Omar Tapia López, sesionó y acordó un comunicado urgente que dice: “Estimado afiliado y beneficiario de Vales Canaco: A partir de este momento y por razones absolutamente ajenas a la Canaco, le pedimos cancelen y suspendan la aceptación de los vales personalizados, con excepción de los vales genéricos”.

Sabemos con ello —agrega—, que se afecta a las empresas campechanas, nuestra solidaridad con todas ellas. Le repetimos que estas medidas son ajenas a nuestra Cámara”.

Tapia López afirmó que recibieron un comunicado de la Subsecretaría de Finanzas del Gobierno del Estado, “en la que nos notifican una rescisión de contrato, por lo que extraordinariamente se convocó al Consejo Directivo a tomar un posicionamiento”.

“Lo primero fue transparentar a nuestros afiliados toda la información. Por ello se decidió informar rápidamente, ante la invalidez del contrato y la determinación de no seguir recibiendo esos vales.

El Gobierno nos puso un plazo de comprobación que estaremos cumpliendo en tiempo y forma. Convocaremos a las empresas afiliadas para que realicen su comprobación, añadió.

La Canaco ha pedido acercamiento con las instituciones que compran los vales, y confía en la buena disponibilidad y negociación por parte del Estado. “Lo menos que queremos es una confrontación. Vamos a pláticas, agotaremos el diálogo”, insistió.

Tapia López dijo que la Canaco “siempre ha sido un aliado de los tres órdenes de gobierno. Somos una Cámara de más de 100 años de vida. Esto no significa un rompimiento, no lo es, es un tema del que a lo mejor ya no están a gusto con el programa. Entendemos la decisión, pero la afectación es directamente al comercio interno, a los afiliados a la Canaco, a las empresas que lo reciben, pues esperaban una derrama estimada de 60 millones de pesos”.

“Queremos dialogar para saber los motivos de la rescisión del contrato. Si no hay posibilidad de seguir, pues se acabó. Seguimos siendo tan amigos y aliados, como siempre”.