Tribuna Campeche

Diario Independiente

Estafan con 35 mil pesos a alumnos del Instituto Campechano

Supuesta empresa les vendió vuelos baratos a la Ciudad de México.

Al menos 20 estudiantes de la Escuela de Ciencias de la Comunicación del Instituto Campechano (IC) fueron estafados por una supuesta empresa que ofrece vuelos a bajo costo a través de las redes sociales.

Los jóvenes relataron a TRIBUNA que, como parte de las actividades extracurriculares de dos de sus materias, tenían programado un viaje de prácticas a la Ciudad de México para visitar el Centro de Capacitación Televisiva y Audiovisual.

Una compañera contactó a los presuntos representantes de la aerolínea Volaris, quienes les ofrecieron un paquete de vuelos redondos abajo costo, viajando desde la ciudad de Mérida, Yucatán.

En total, los alumnos entregaron a su compañera la cantidad de 35 mil 146 pesos, misma que fue transferida a una cuenta presuntamente a nombre de la concesionaria “Vuela” compañía de aviación.

Incluso, los defraudadores les enviaron vía WhatsApp un itinerario de viajes y documentos con logos de Volaris.

Sin embargo, días después, los supuestos representantes de la concesionaria contactaron nuevamente a la joven que realizó el depósito, para informarle que no había entrado en tiempo y, por lo tanto, no alcanzaron la promoción de los vuelos a bajo costo, pero que le ofrecían otro paquete, donde todavía haría falta una diferencia de aproximadamente 22 mil pesos.

Al no convencer a los alumnos esta situación, pidieron la devolución de su dinero, pero según los trabajadores de la empresa era necesario que depositaran los otros 22 mil pesos para poder hacer el reembolso completo por más de 57 mil pesos, lo cual ya no creyeron y dedujeron que estaban siendo víctimas de fraude.

Al comunicarse con la empresa Volaris a través de sus cuentas oficiales, les confirmó que no había ninguna reservación a su nombre, y que los habían estafado.

Al pedir información bancaria sobre el depósito, descubrieron que en realidad no se le hizo a ninguna empresa, sino a una persona de nombre Sara López González, originaria de Tabasco.

Los alumnos ya denunciaron ante la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y ante la Fiscalía General del Estado (FGE), pero aún no les dan respuesta.

error: