Tribuna Campeche

Diario Independiente

Unacar tiene seis cuentas bancarias embargadas

Al señalar que se avanza con las gestiones para la obtención de un recurso por parte del Gobierno del Estado,y pagarles a los jubilados, pero sin hablar de fechas, la rectora de la Unacar, Sandra Laffon Leal, afirmó que son al menos seis las cuentas bancarias que están embargadas, por un monto de aproximadamente seis millones de pesos.


En entrevista sobre el adeudo que la Unacar mantiene por siete meses de remuneraciones a los 150 jubilados sindicalizados universitarios, la rectora señaló que, “volvimos a platicar con la Secretaría de Educación, para reafirmar esa petición de apoyo para poder pagarles”.


Lamentablemente no puedo decir que hay una fecha, no nos hablan de fecha, tienen que ubicar el recurso y poder disponer de él, y dirigirlo a nuestra problemática, pero hay esta voluntad, está el compromiso declarado, pero administrativamente se les ha atorado al Estado y a nivel federal, detalló justificándose.


A nivel federal se avanza igual para que la Unacar sea declarada en crisis y a partir de ahí, definir el monto del recurso que podrían destinar y en búsqueda de una solución, mencionó.


Negó la versión que se busque vender alguna propiedad de la Universidad, ya que al ser donaciones, hay cláusulas muy claras. Y a que se nos donan con un objetivo y no poder ser destinados para otros objetivos el uso de espacios, no es nada más así el deshacerse de las propiedades, explicó.


Laffón Leal reconoció que la Unacar enfrenta una crisis financiera, derivado de laudos que se viene arrastrando desde 2010, con muchos problemas legales al terminarse diversos contratos, cuando había negocios con Pemex y la estafa maestra, que incluye a las outsourcing.


“La universidad no tienen forma administrativamente de identificar ni siquiera quienes nos demandan, y pues desde esos años se han reunido laudos por montos de al menos 120 millones de pesos, la última cifra que me daban era de 150 millones de pesos y todo eso se debe pagar con recursos propios, no se puedan pagar con recursos federal y estatal”, señaló.


Tratando de hacerse la víctima, argumentó que la Unacar recibe de ingresos propios de las colegiaturas, que incluye un poco de deportes y de rentas, por lo que pide el apoyo de la comunidad, para paguen.
Se debe pagar por cuestión de espacios, ya que a veces no podemos cooperar como muchos quisieran donando el espacio o prestando el espacio para sus eventos, porque de verdad que nos urge el ingreso propio, que es casi nada comparado con todas las deudas que se tienen, enumeró Sandra, quien recientemente dijo que se sacó “la rifa del tigre”.


“En mayo nos embargaron seis –cuentas–, igualmente por ingresos propios y de ahí, nos embargaron un monto de seis millones de pesos de ingresos propios y parte del subsidio que defendemos”, concluyó.

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!