Tribuna Campeche

Diario Independiente

Piden a Layda sacar manos de elecciones

Descarado desvío de recursos públicos para beneficiar a su partido y candidatos: García

Como delincuente electoral, la gobernadora Layda Sansores San Román está desesperada por levantar a su partido Morena, que se ha ganado el repudio de los campechanos por su nepótico y corrupto Gobierno de la cuarta degradación y de manera tirana desvía los recursos para impulsar campañas de odio contra sus adversarios a fin de pulverizar a la oposición, denunció el secretario Regional del CEN del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Luis Alonso García Hernández.

Al exigir a la mandataria sacar las manos del proceso electoral y que se ponga a trabajar para dar resultados, recordó que desde que asumió la gubernatura,  Sansores San Román se erigió como principal operadora de Morena para hacer el trabajo sucio con miras al proceso electoral, sin embargo los resultados para su partido le han resultado contraproducentes, ya que por desviar recursos con fines partidistas mezquinos ha dejado en el más completo abandono al Estado sin obra ni inversión.

Mientras que se dedica a pasear y a hacer payasadas como salir a limpiar las calles con tenis que cuestan más de 32 mil pesos, la delincuencia organizada le ha mandado un duro mensaje al asesinar a uno de los funcionarios de su Gobierno. “Eso sucede comúnmente cuando se protege a uno de los cárteles y a los otros se les persigue, esperemos que este enfrentamiento por la plaza no cobre más vidas inocentes” expresó el líder priísta.

“Sansores San Román está metida de lleno en el proceso electoral como una palera de Morena y operadora de los candidatos de su partido, mientras el Estado se cae a pedazos, la delincuencia sin freno, la imparable pérdida de empleos, la decadente economía y aumento de la pobreza”, sostuvo García Hernández.

Si Layda Sansores prefiere la política sucia y mezquina como forma de Gobierno, mejor que renuncie para que sean los campechanos los que resolvamos los problemas y no los corruptos tiranos, y que saque las manos del proceso electoral, insistió.

Campeche está sumido en una grave crisis de inseguridad, mientras saquean los recursos públicos destinados al fortalecimiento de seguridad, y los funcionarios de estas dependencias se enfrascan en pleitos y confrontaciones.

En el Estado no hay obra pública ni se impulsa la infraestructura. El desempleo crece, la informalidad aumenta, la crisis económica se agudiza y la carestía incrementa. El Gobierno de Layda Sansores está infestado de corrupción.

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!