Inicio»Municipios»Presenta nuevo hospital severas irregularidades

Presenta nuevo hospital severas irregularidades

0
Compartidos
Google+

El edificio del nuevo hospital comunitario construido en la colonia El Tamarindo, pese a que no ha sido inaugurado y entregado al pueblo chenero para recibir sus servicios, ya representa grave deterioro en su infraestructura, lo cual refleja que esa obra que inició en 2008 y terminó en el 2011, no tiene la suficiente calidad.

Las condiciones actuales del edificio que aún no está  en funcionamiento, ya presenta severo deterioro.

Lo anterior, a pesar de que las autoridades correspondientes han venido diciendo desde hace tres años, cuando se acababa de construir, que se trabajaba para poner en funcionamiento ese nosocomio, sin embargo sólo han sido mentiras.

“Mientras tanto los cheneros han sido rezagados con un servicio de salud deficiente y obsoleto con el actual hospital comunitario que se ubica en el centro de la ciudad”.

Se pueden ver a simple vista las deficiencias, los recubrimientos de los ductos del aire acondicionado ubicados en los techos del edificio ya están rotos, y están al descubierto las láminas del ducto.

Al echar a andar los climas artificiales, quizá ya no salga aire frío, además en el área de máquinas siempre en la azotea, se llueve y se ha humedecido, algunas paredes del edificio en su parte norte se caen a pedazos porque no fueron richeados y se aplicó el revoco.

 

Trabajos

Se pudo visualizar que una cuadrilla de albañiles está trabajando en la azotea y haciendo repisas para que en el área de máquinas no se filtre el agua de lluvia.

Además están detallando los registros de energía eléctrica, y han empezado a picar las paredes que representan deficiencias, para que ahora sí se le aplique el richeado y luego el revoco, el cual debió ser desde mucho antes.

Asimismo, otra cuadrilla de empleados de una constructora está aplicando impermeabilizante a los techos, pues el anterior recubrimiento fue de mala calidad y el agua se filtraba en los interiores del edificio.

A la vez, una máquina para el tratamiento de aguas, se encuentra abandonada desde hace más de tres años, y sin el mantenimiento adecuado.

María Pech Sánchez, Luis Felipe Moo Uc, Miriam Chablé Castañeda, Fernando Nah Chi y Marcos Sánchez Pech, dijeron que no es posible que antes de ser inaugurado el hospital haya albañiles haciendo reparaciones en las instalaciones, lo cual demuestra que esa obra se hizo de mala calidad.

Noticia anterior

Clero no le teme a los impuestos: arzobispo

Siguiente noticia

De incompetencias y corruptelas