Inicio»Municipios»Veneran en tierra y mar a Virgen de la Asunción

Veneran en tierra y mar a Virgen de la Asunción

0
Compartidos
Google+

Con misa y procesión por el mar decenas de católicos refrendaron su fe a la Virgen de la Asunción.

En la celebración solemne se resaltó la importancia de la salvación en la historia  cristiana en la evangelización y en la presencia maternal.

La festividad patronal de la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción inició con la vigilia a la dormición o del Tránsito de María, después hubo Mañanitas, santo rosario y misa solemne, que ofició el sacerdote Cristian  Rivas Caamal, quien exhortó a los católicos a mantener viva esta devoción de la glorificación al cielo.

La  Virgen María,  reina del cielo y de la tierra, recibió el privilegio de ser escogida como la madre del divino salvador Jesús en la victoria del pecado, este dogma es el signo que se ha vivido y es reconocido por los católicos.

Hay que recordar que el dogma de la Asunción de María a los cielos, es la obra de la redención de Cristo.

 

PROCESIÓN

Los voladores y el  repicar del campanario de la parroquia  de la Asunción anunciaron el  inicio de la procesión.

La Virgen  hizo su recorrido por el mar, acompañada por el párroco Próspero Huchín Sánchez y por el pueblo para celebrar los 162 años de esta solemnidad que aún se preserva en la parroquia desde la época franciscana.

Un grupo de jóvenes desde lo alto repicaba las campanas para anunciar la partida de la Virgen en su recorrido marítimo para bendecir a los católicos.

La procesión inició a las 11:00 horas y concluyó a las 12:30, participaron también los locatarios del Mercado “Santos Jiménez”, quienes agradecidos por las bendiciones de la Virgen recorrieron las calles 35 y 30 para llevarla al embarcadero en donde había lanchas adornadas.

Los globos la azules  anunciaban que la Virgen estaba recorriendo el mar para dar su bendición a los pescadores. Ahí mismo, el párroco hizo oración para que sea exitosa la temporada pesquera.

Al terminar la procesión nuevamente la Virgen regresó a su parroquia.

La gente aún acudía a la iglesia para agradecer las mandas recibidas. Algunos se acercaron a la imagen adormilada de la Virgen para contemplar la belleza de la madre de Dios quien subió al cielo para demostrar el verdadero camino que sigue quien obedece y ama a su Hijo Jesús.

Noticia anterior

Inauguran la Feria de Regreso a Clases

Siguiente noticia

ESTAMPADO