Tribuna Campeche

Diario Independiente

Parejas del mismo sexo no deberían adoptar niños

Especialista del Instituto de la Mujer rechaza la idea

Que se  puedan casar parejas del mismo sexo no significa un delito; ellos tienen derechos y la sociedad no los debe rechazar sino aceptar como son, expresó la psicóloga Iris Delgado Aguilar, quien dijo que ya la adopción es otro tema, pues aunque la Suprema Corte de Justicia invalidó el artículo 19 de la ley regulatoria del Estado de Campeche, no hay que olvidar que se trata de una niña o niño al que van a poner bajo su tutela.

Mencionó la especialista, adscrita al Instituto de la Mujer de Champotón, que el hecho de que las parejas del mismo sexo decidan unirse en matrimonio o hacerlo mediante una sociedad de convivencia, la adopción sólo puede hacerse entre una familia, no por parejas “gay”.

“A los homosexuales hay que aceptarlos, pero es importante que las autoridades tomen consciencia de que el hecho de adoptar un hijo implica una confusión de tipo físico, psicológico y cognitivo en él, debido a que es como una esponja”, señaló.

Los infantes de entre siete u ocho años lo aprenden todo y se dan cuenta perfectamente de lo que pasa en su entorno; y por otro lado entienden que es distinto un mundo en el que predomina la heterosexualidad, donde toda persona se desarrolla socialmente bajo el mismo esquema.

“Todo esto podría generar desadaptación en el niño, o sea que cuando esté grandecito se dará cuenta perfectamente de todo. No es fácil engañarlos, porque  saben que algo no está bien al ver quiénes son las personas que pretenden adoptarlos, y van a ser afectados psíquicamente; por lo que en vez de un bien es un mal el que van a propiciarles las autoridades al aceptar que las parejas del mismo sexo adopten”, explicó.

Delgado expresó que “la preferencia sexual debe ser respetada ya que es involuntaria y de no ser desarrollada puede desencadenar frustración; pero al adoptar a un hijo estaríamos ocasionando la posibilidad de causar un daño, lo que no es apropiado ni justo, pues la confusión se dará quizás hasta los 4 años, cuando se den cuenta de que lo que pasa no es normal”.