Inicio»Municipios»Miel, “oro dulce” para mil 800 productores

Miel, “oro dulce” para mil 800 productores

0
Compartidos
Google+

Champotón.- Con un aproximado de 65 mil colmenas diseminadas en el municipio y con cerca de mil 800 productores, la apicultura es una importante actividad económica, más aún cuando la comercialización de la miel, en su mayor parte, se realiza en mercados extranjeros, esto permite el ingreso de divisas al país y, por ende, al Estado.

“No hay ninguna duda de que la actividad apícola es sumamente importante para todo el Estado, somos miles de personas que de manera directa o indirectamente nos vemos beneficiadas con ella”, afirmó Luciano Chan Aké, apicultor de más de tres décadas.

A esta voz se suman las de Gonzalo Chulines Pantí y José Montero Chan: “la miel nos ha permitido por años poder solventar las necesidades de la familia, hemos podido brindarles educación a los hijos. Los apiarios han sido una fuente de trabajo, a la miel por algo la llamamos “el oro dulce”.

No se duda ni se pone en tela de juicio la importancia que por años ha representado y continúa ofreciendo la actividad apícola al municipio y a diversas comunidades en otros puntos del Estado, refirió el ambientalista Rosendo Flores Careño.

 

AFECTACIÓN

Existe un grave problema que “no se ve o no se quiere ver”, estoy hablando del hecho de que la apicultura está siendo un factor importante de afectación a zonas forestales.

Y ejemplifica: “Para fabricar 100 tapas (parte superior de una colmena de abeja) se requiere aproximadamente de tres árboles de unos cuatro metros de longitud por 14 pulgadas de ancho, similares números para 100 pisos (parte inferior de una colmena) y entre seis y ocho árboles para 100 cajas”.

Cerrando números y siendo benévolos podemos asegurar que para fabricar 100 cajas con sus respectivas tapas y fondos se necesitan talar cinco árboles.

El ambientalista extendió su punto de vista y se refirió con un solo ejemplo: “Mira en la comunidad de 5 de febrero, del municipio de Champotón, están en operación 25 carpinterías, cada una de ellas hace uso diariamente de tres árboles.

“Si hacemos números podemos hablar de que día a día se talan 75, si lo multiplicamos, ya no por 30 días del mes, multipliquemos por 20 días, nos arroja entonces la tala de mil 500, tenemos entonces la afectación de poco más de 18 mil árboles al año”.

Es un hecho de que la apicultura tendrá que ir en busca de alternativas para fabricar sus equipos con otros materiales que no sean de madera, de otra forma se acabarán las zonas boscosas.

Noticia anterior

Lo agreden vecinos por operativo en la calle 65

Siguiente noticia

Choca contra un árbol y huye