Tribuna Campeche

Diario Independiente

Reclaman padres de familia por tortuguismo en obras

Desde junio no acaban aula; niños deben usar Comisaría

HOPELCHÉN.- Padres de familia de la Escuela Preescolar Indígena “Melchor Ocampo”, de la Zona 203 de Chunyaxnic, encabezados por la presidenta del Comité de Mejoramiento en la Infraestructura de Educación Escolar, Imelda Poot Chan, protestaron el martes porque la obra de rehabilitación del plantel tiene un aula paralizada desde junio pasado, sin tenerse perspectivas para su conclusión.

A este reclamo se unió la presidenta de la Sociedad de Padres de Familia del Programa “Escuelas al 100”, Wendy Tun Poot, quien conjuntamente con Imelda Poot expresó que su realización debió estar lista desde mediados de septiembre, detallando una inversión por 575 mil 669 pesos.

Según el expediente técnico de los trabajos, estos consisten en la restauración o hechura de baños, plaza cívica, revoco de paredes y reparación del sistema eléctrico, más acabados.

Señalaron los denunciantes que al día de hoy las tareas están inconclusas y lo poco que han hecho está mal, por lo que pidieron a las contralorías de la Federación y la del Estado intervenir porque, aseguran, lo que han elaborado es pésimo y al menos ellas dos no firmarán nada que lo avale.

Acusaron en este punto a Juan José Arteaga Chay, director del Instituto de la Infraestructura Física y Educativa del Estado de Campeche (Inifeec) de verse consentidor ante esto.

Igualmente expresaron que la situación empeoró, pues los niños, que utilizan provisionalmente la sede de la Comisaría Municipal como salón, van a ser desalojados pues la autoridad necesita al lugar para darle techo a un grupo de obreros que arreglarán un camino “sacacosechas”.

Por su parte, Erika del Rosario Haas Paredes lamentó la situación enfatizando que no expondrán a los alumnos a tomar clases en estas condiciones, debido a que además de escombros hay tablas con clavos y materiales de construcción.

Esta es la razón por la que los indignados progenitores piden la acción de los mandos estatales.

Ya que su deber es atender esta situación que perjudica a de 16 infantes de preescolar, afirmaron.