Tribuna Campeche

Diario Independiente

Siniestradas 100 has. de maíz; equivalen a 2.5 mdp

Da click para más información

LAYDA ENTREGÓ A DESTIEMPO EL FERTILIZANTE, SE QUEJAN LOS PRODUCTORES  

HOPELCHÉN.— Las lluvias ácidas quemaron 100 de 200 hectáreas de maíz, lo que dejó pérdidas económicas por 2.5 millones de pesos. Esto porque los ejidatarios se atrasaron en sembrar, debido a que la gobernadora Layda Sansores entregó a destiempo el fertilizante.

Así lo denunció Lorenzo Haas Chan, comisario ejidal de Bolonchenticul (Bolonchén de Rejón), y añadió que tuvieron que acudir a las oficinas de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (SDA) en la capital del Estado, para presionar y recibir el abono.

“Por el atraso los agricultores tuvieron que cultivar a finales de julio e inicios de agosto, cuando la canícula era intensa. Al iniciar más adelante las lluvias, éstas fueron ácidas y quemaron el 50% de los sembradíos”, abundó.

“Esperaban obtener en promedio cinco toneladas por hectárea. Ahora el campesino cosechará menos de una tonelada, calculan entre 500 y 800 kilos de maíz por hectárea”.

Por otra parte, como los insumos encarecieron, el ejidatario habría gastado hasta 25 mil pesos para sembrar una hectárea. Incluye desde la preparación de tierras hasta la fumigación.

“Necesitamos apoyos económicos o despensas para aliviarnos un poco de las pérdidas millonarias tras el siniestro de las 100 hectáreas. Exijo al personal de la SDA que venga a los campos para que sepa lo que nos sucede”, puntualizó.