Tribuna Campeche

Diario Independiente

Esquiroles de Morena | ¿Qué sigue para MC?

Laura Puente (*)

Este lunes Movimiento Ciudadano tiene Consejo Nacional en donde se define a su nuevo candidato o candidata para la Presidencia de la República. Después de la gran novela que nos regaló el fin de semana Samuel García, hoy los emecistas se reúnen para un control de daños, en donde sin duda deben volar cabezas y atender la crisis más grande a la que se han enfrentado.
Los naranjas han sido acusados en múltiples ocasiones por el Frente Amplio de jugar a ser oposición y hacerle el trabajo sucio a Morena dividiendo el voto. Después de lo sucedido en Nuevo León, esta acusación tomó fuerza y relevancia, pues nadie se explica cómo dejas una campaña presidencial, donde ya presumían tener el segundo lugar, todo para no soltar tu Estado.
El movimiento naranja quedó como un partido liderado por jóvenes perversos e inmaduros que no lograron conciliar y negociar políticamente, creando una posible crisis brutal de ingobernabilidad. Además de la interrogante principal ¿a qué le teme Samuel? Esta interrogante ha generado la percepción de un mal manejo de gobierno por el personaje más popular de Movimiento Ciudadano.
La culpa no fue sólo de Samuel, su coordinador de campaña Jorge Álvarez Máynez, le quiso entrar al mismo juego de altanería y prepotencia de García, y se fue principalmente contra el viejo lobo de mar, Alejandro Moreno Cárdenas, echando más leña al fuego. Lejos de sumar, sus mensajes en redes sociales sólo exhibieron su poca inteligencia emocional y sobre todo la falta de experiencia para coordinar una campaña de esta magnitud. Al final, “Alito” terminó vencedor.
Entonces, ¿qué sigue? Ser asertivos con la selección de candidato para lograr reestructurar la imagen como partido.
Algunos nombres comienzan a sonar como posibles vías para continuar en la contienda presidencial, increíblemente el ya mencionado Álvarez Máynez, es uno de ellos. Lo que menos le conviene a MC es continuar con un perfil así de explosivo sólo porque es joven. Hoy como partido requieren seriedad, prudencia y sobretodo experiencia, para limpiar el desastre. Alguien que sepa hacer política.
El alcalde de Monterrey, Luis Donaldo Colosio Riojas, es otra opción viable.
Joven, serio, popular y con mucha más mesura y prudencia que sus compañeros. Desafortunadamente, él mismo ha declarado que aún no es tiempo de lanzarse por la grande, sería contradictorio con el mensaje que lleva usando los últimos meses.
También Dante Delgado está en la lista como posible candidato. Aunque Dante es el dueño del movimiento naranja, él representa a la “vieja política”, esa que supuestamente combaten; sumándole que es un hombre de 72 años. En el supuesto escenario poco probable ganador, sería hasta peligroso tener un presidente de edad tan avanzada.
Por último, pero no menos importantes, los senadores Juan Zepeda y Patricia Mercado.
Si Mercado Castro acepta, sería la segunda ocasión que buscaría la silla presidencial. Fue en las elecciones 2006 cuando obtuvo poco más de 1 millón 120 mil votos como representante del Partido Alternativa Socialdemócrata y Campesina. Con Patricia, estarían en la boleta presidencial tres mujeres, algo histórico para nuestro país. Siendo honestos, es poco probable que contra Claudia Sheinbaum Pardo y Xóchitl Gálvez, su participación obtenga altos números, pues no genera un gran diferenciador entre sus contrincantes.
Por otro lado, Juan Zepeda es también un perfil a considerar. Llegó al Senado con casi dos millones de votos. Es un hombre con experiencia política y bastante trabajo de campo, el cual es de urgencia para MC. Aunque no es un perfil tan joven como Samuel, sigue dentro de una imagen fresca, pero con experiencia y que si puede generar un diferenciador entre sus contrincantes. Sólo es cuestión de que acepte, pues en las elecciones pasadas en el Estado de México, decidió no participar.
Si Movimiento Ciudadano realmente quiere ser una segunda vía, deben dejar los vicios y la imposición de la cúpula. Han caído en la imagen de un partido con matices agresivos, soberbios y dictadores.
El país ya se encuentra altamente polarizado, los que se llaman el “Movimiento a la Alegría” de eso sólo tienen una canción popular. Es tiempo de ser realistas y mandar al frente a un perfil competitivo en las calles y con el pueblo, donde realmente se consigue el voto, no sólo con altos números de likes en redes sociales.
Es necesario que dejen las campañas digitales y de comunicación, y busquen perfiles capaces de enfrentarse a la coalición del Frente Amplio por México, pero sobre todo, es la perfecta oportunidad para demostrar que no son esquiroles de Morena y se vayan contra el oficialismo.
El futuro y credibilidad como partido está en juego….

(*) Consultora y Estratega Política.
Twitter: @LauraPuenteEn

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!