Inicio»Policía»Se sale de la carretera para no embestir auto

Se sale de la carretera para no embestir auto

0
Compartidos
Google+

Tráiler de la marca Kenworth, Kenmes, con cabina color café, caja cerrada, y placas de circulación 146-DX-6 al servicio de la empresa Transportes ZETA S.A. de C.V., que provenía vacío de la tienda de autoservicio Wal-Mart de Ciudad del Carmen y transitaba con dirección al vecino Estado de Tabasco, se salió de la carretera.

Héctor Lagunes Sánchez, operador de la pesada unidad aseguró que el accidente se suscitó por no pasarle encima a un vehículo que era conducido por un menor de edad, y donde viajaba una familia originaria de Nuevo Progreso.

Cuando transitaba a la altura del kilómetro 119 del primer entronque de esta comunidad, se percató que un automóvil entró al carril de acceso para dar vuelta hacia el pueblo, pero lo hizo estrepitosamente no marcando su alto, ya que pretendió ganarle el paso, y al prender los reflectores delanteros, pudo darse cuenta que la unidad compacta la guiaba un menor.

Aunque utilizó el claxon, el vehículo donde viajaban varias personas no se detuvo, y para no impactarlo por la parte trasera, abandonó la carretera.

Dijo que al pasar cerca de unos  árboles de maculiz, la caja trasera del remolque que arrastraba, se partió en dos, quedando los pedazos a orilla de la cinta asfáltica, por lo que no pudo controlar la pesada unidad y se introdujo en un potrero propiedad de Candelaria Cáliz Velázquez.

Arrasó con más de 50 metros de una alambrada y parte de la segunda quedando la cabina en el interior del predio.

A los pocos minutos del percance, un numeroso grupo de “rapiñeros” llegaron al lugar del accidente, y pretendían saquear la cabina, pero al llegar los elementos de la Policía Estatal Preventiva (PEP), con número económico 219, gritó pidiendo auxilio a los uniformados quienes replegaron a las personas que ahí se encontraban.

Posteriormente se presentó un oficial de la Policía Federal a bordo de la unidad con número económico 11814, así como dos grúas de la empresa Escárcega para el rescate de la unidad.

Al final dijo que los daños materiales fueron cuantificados en 850 mil pesos, entre la caja y la cabina, por lo que fue un accidente con suerte porque salió ileso.

Noticia anterior

Colocan a Memo en el Liverpool

Siguiente noticia

Habrá operativo de invierno en carreteras