Inicio»Policía»El esposo la mató, acusan familiares

El esposo la mató, acusan familiares

0
Compartidos
Google+

ESCÁRCEGA.– Lubia Rodríguez Pérez, asegura que su hija Ruth Margarita no murió por ahorcamiento sino que su yerno José Alberto Gutiérrez López, la mató a golpes, ya que su cuerpo presenta signos de violencia y vivía maltrato familiar, además que hubo muchas incongruencias por parte del agente del Ministerio Público de la Vicefiscalía Regional con sede en Escárcega.

Frente a la cruz de flores de su hija, Rodríguez Pérez, con domicilio en el ejido Haro del municipio de Escárcega, señalo que su hija vivía maltratos físicos por parte de su yerno y todo por el vástago de siete años que su primogénita tuvo con su primera pareja, quien también recibía maltratos y ella salía en su defensa.

Recalcó que hubo muchas incongruencias de parte del agente del MP, ya que de entrada no la dejó rendir su declaración para exponer la situación que vivía su hija con su esposo, dándole sólo oportunidad a su yerno.

Según la declarante, el cuerpo de la joven presenta señales de violencia, como traumatismo craneal, fractura de pie y moretones en diversas partes por lo que exige la exhumación de los restos de su hija, así como también una nueva necropsia efectuada por un médico que no sea el de la Fiscalía General del Estado de Campeche (Fgecam), ya que ignoró importantes evidencias.

El Ministerio Público mostró la carta póstuma que presuntamente dejó la occisa, en la cual pide que no se culpe a nadie, pero a decir de los familiares no es letra de ella, además que la mujer tenía firma y el papel está con iniciales, lo cual fue demostrado con la copia de su credencial de elector.

El pasado miércoles alrededor de las 03:00 horas, los suegros de su hija escucharon una discusión de la pareja y a las 11:00 horas, la menor de sus hijas informó a sus abuelos que su mamá estaba amarrada con una soga, por lo que el abuelito acudió a investigar y encontró a la nuera colgada. A éste tampoco le aceptaron su declaración.

Al exigir garantías para ella y su familia, pidió que el fiscal general, Juan Manuel Herrera tome cartas en el asunto y evite que en Escárcega vuelvan a suceder ese tipo de situaciones, en las que las autoridades ministeriales protegen a los delincuentes y maltratan a las víctimas. “Pensamos que eso estaba superado, pero vemos que de nuevo la justicia está en duda en Escárcega”, dijo.

Noticia anterior

Atropellan a mujer en el Centro de Mérida

Siguiente noticia

Que ejecutados no eran policías