Tribuna Campeche

Diario Independiente

Envenenan a perros en Comisaría de Samulá

Da click para más información

Elemento de la Policía Estatal Preventiva (PEP) estaría siendo investigado por la Fiscalía General del Estado de Campeche (Fgecam), tras el envenenamiento de al menos seis perros y gatos en la Comisaría de Samulá, y en el que estaría implicado un familiar del servidor público.

Los cuerpos de los animales fueron encontrados ayer por la mañana y los aseguró personal de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) de la Fgecam, con lo que se espera esclarezcan lo ocurrido y no como pasó con los cerca de 400 canes envenenados el año pasado.

El personal ministerial empleó una bolsa mortuoria para retirar los cadáveres de los perros y gatos.

Al servidor público de la Secretaría de Seguridad Pública de Campeche (Sspcam) lo estarían implicando en la matanza de los animales por encubrimiento, luego de que el principal sospechoso es el padre del agente de la PEP.

Vecinos de la calle 4, entre 19 y 21 de Samulá, llamaron al número de emergencias del C-5, cerca de las 11:00 horas de ayer, cuando encontraron a los perros y gatos envenenados.

Afirmaron sospechar del padre del agente de la PEP, quien había manifestado la idea de envenenar a los animales en anteriores ocasiones.

La indignación por la muerte de los animales conllevó a los vecinos y propietarios de los mismos a señalar responsables, lo cual estará siendo investigado por el Ministerio Público.

La matanza de perros está tipificada como delito en el Código Penal del Estado de Campeche (CP), en el artículo 384, en el que especifica la sanción de uno a dos años de prisión y multa de 250 a 500 Unidades Diarias de Medida y Actualización:

“Si los actos de maltrato o crueldad derivan en zoofilia, provocan la muerte, o si se prolonga intencionalmente la agonía del animal”.