Tribuna Campeche

Diario Independiente

Asesinan a puñaladas a Aladino

Da click para más información

CIUDAD DEL CARMEN.— En medio de charco de sangre y tirado en acera del interior del paradero de las colectivas de la ruta Isla Aguada-Ciudad del Carmen y con sus perros junto a él, quedó el cuerpo del indigente conocido como Aladino, asesinado de dos certeras puñaladas en el pecho, una de ellas en el corazón.

El homicidio ocurre tras el incidente originado hace algunas semanas donde el párroco del Santuario Mariano Diocesano, José Francisco Verdejo Aguilera, enfrentó al indigente que ingresó al Santuario a ofender a la gente.

Alrededor de las 16:30 horas de ayer, ciudadanos que se encontraban en el paradero de combis de Isla Aguada, ubicado sobre la calle 32 esquina con 35 de la colonia Centro, alertaron a las autoridades que un indigente había matado a otro.

Al llegar al sitio, agentes de Seguridad Pública identificaron el cuerpo de Aladino y solicitaron paramédicos de la Cruz Roja, quienes sólo confirmaron el deceso.

Policías cubrieron el cadáver con una sábana blanca y dieron parte a la autoridad ministerial, mientras el perito en criminalística confirmó que el cuerpo presentaba una puñalada en medio del corazón y otra más a un costado.

Cabe señalar, que los caninos que siempre lo acompañaron permanecieron a un lado del cadáver hasta que fue llevado al anfiteatro para realizarle la necropsia de ley.