Inicio»App»Feminicidio y casi levantón de niña

Feminicidio y casi levantón de niña

0
Compartidos
Google+

Malestar por ausencia de vigilancia policiaca en Tikinmul y Ciudad del Carmen

Nuevo feminicidio ocurrió en Ciudad del Carmen en la vía pública y a plena luz del día, mientras que en el poblado de Tikinmul, Municipio de Campeche, una niña logró escapar la mañana de ayer de tres sujetos que intentaron llevársela por la fuerza en camioneta de caja cerrada, cuando caminaba a la Telesecundaria número 02.

Pobladores y padres de familia de Tikinmul exigieron la presencia policiaca, sobre todo a la entrada y salida de adolescentes e infantes de la primaria, porque ambos planteles están en las afueras del poblado.

Lamentaron que en lugar de ser ocupados para labores de vigilancia y patrullaje, a los gendarmes los amontonen en los retenes para detener a motociclistas y automóvistas sin papeles en regla, pues trastocan las prioridades.

En Ciudad del Carmen, sin piedad y luego de discutir, un hombre descargó su furia sobre su pareja, a la que le asestó varias puñaladas, hasta dejarla morir desangrada en una banqueta de la colonia Emiliano Zapata. Aunque el agresor fue detenido minutos después, cuando caminaba con parte de su ropa manchada de sangre, el hecho levantó alarma, porque confirma la nula vigilancia policiaca y la inexistente labor preventiva.

En Tikinmul, zona rural del Municipio de Campeche, por el intento de privación ilegal de la libertad de la menor de edad, los pobladores se reunieron con la comisaria ejidal, Magaly Chan, para pedir intervengan las autoridades estatales, que afirmaron los tienen olvidados y sin presencia policiaca.

El incidente, de acuerdo a pobladores y padres de familia, ocurrió cerca de las 8:15 horas de ayer. Las puertas de la Telesecundaria estaban por ser cerradas. La entrada es a las 8:00, con periodo de espera. La niña de 13 años, del segundo grado, era de las últimas en ingresar. Estaba cerca de las puertas, cuando por la espalda se aproximó un sujeto con el brazo tatuado.

La jaló y sujetó para intentar llevarla a la camioneta de tres toneladas con caja cerrada, blanca, en la que había dos sujetos más. El vehículo estaba cerca de ellos. La menor forcejeó y logró zafarse, dejando su mochila. Corrió al interior del plantel y llorando pidió ayuda e informó a la directora y al personal docente y de cocina. Abordaron a la víctima al automóvil de la representante legal de la escuela.

Empezaron su recorrido por las calles y avisaron a los policías y a la comisaria para intentar localizar a la camioneta sospechosa, y no lo lograron. Estimaron que el conductor se enfiló a la carretera federal, que está a escasos metros.

Lo que pedimos son policías a la entrada y salida de los niños. Las escuelas están a la salida del poblado y cerca de la carretera federal, por lo que es fácil para los delincuentes operar. Dios no quiera que agarren a uno y se lo lleven, expreso llorosa y asustada una madre de familia.

De lo ocurrido informaron a la Secretaría de Educación del Estado y esperaban hacer lo mismo con la Fiscalía General del Estado (Fgecam) y la Secretaría de Protección y Seguridad Ciudadana (SPySC), que hasta el cierre de esta edición, y  como acostumbran, no habían informado.

Noticia anterior

Se declara alerta sanitaria máxima por vapeadores en México

Siguiente noticia

Reponen desastre que dejó Sansores