Inicio»App»Asalto violento en sucursal bancaria

Asalto violento en sucursal bancaria

0
Compartidos
Google+

RECIBE DISPARO EN LA PIERNA DERECHA Y LE QUITAN 2 MILLONES DE PESOS

La inseguridad prevalece en la Isla, pues ayer frente a las instalaciones de Banorte, dos hombres en moto le arrebataron alrededor de dos millones de pesos al encargado de una gasolinería cuya encomienda era depositarlos, y como aparentemente se negó, recibió un disparo en la pierna derecha.

El asalto violento ocurrió alrededor de las 10:00 horas en las inmediaciones de la sucursal bancaria ubicada en la calle 35 con 30 de la colonia Centro. El encargado de la gasolinería Cuauhtémoc, que iba acompañado por una mujer, estaba a punto de ingresar al inmueble cuando los ladrones intentaron arrebatarle la mochilita que llevaba.

Una testigo relató que antes de que los asaltantes se llevaran el botín, hubo forcejeo con la víctima para arrebatarle el bolso con el efectivo, y lograron su objetivo tras darle un tiro en la pierna derecha y disparar al aire como amago.

Pese a ser día de quincena, cuando los rondines de vigilancia deben ser reforzados, ningún policía estatal y/o municipal estaba por este sector. Tras recibir el aviso tardaron en llegar, y al cierre de la edición no había indicios o pistas de los responsables.

El afectado fue trasladado al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) para recibir atención médica, mientras su acompañante acudió al Ministerio Público para rendir declaración.

Quienes igual presenciaron los hechos fueron un vigilante y una asesora de Banorte, pues normalmente están en la puerta del banco.

El empleado de la gasolinería Cuauhtémoc llegó al banco a bordo de una motocicleta Yamaha, color rojo y matrícula de circulación 89DHK9 de Yucatán. No logró bajar de la unidad, porque se le emparejaron los delincuentes y apuntaron con un arma, posiblemente 9 milímetros.

La mujer que lo acompañaba relató a los policías que los dos sospechosos en motocicleta se les acercaron y con lujo de violencia y vociferando palabras altisonantes, intentaron arrebatar la mochila donde llevaba presuntamente dos millones de pesos en efectivo, y tras los disparos arrancó a correr.

Policías ministeriales se reservaron la cantidad exacta de dinero, y algunos agentes cuestionaron por qué la gasolinería envió a esa persona, cuando por el monto debieron utilizar una empresa de valores.

El baleado vestía pantalón de mezclilla, camisa negra y chamarra azul. De una ambulancia lo pasaron a otra para llevarlo al IMSS, en ningún momento mostró dolor por el impacto de bala que recibió, y solamente le vendaron la pierna.

Noticia anterior

Le dan tres picotazos al Chino en la Morelos

Siguiente noticia

Paran los trabajos de corte de la maleza