Tribuna Campeche

Diario Independiente

Layda, lo peor que le ha pasado al campo

Da click para más información

SE UFANA DE SABER LAS NECESIDADES DEL SECTOR, PERO NO HACE NADA

Al afirmar que el Gobierno de Layda Elena Sansores San Román es lo peor que le ha pasado al campo, pues se ufana de ser una gobernadora que conoce las necesidades del sector, pero hasta el momento no ha hecho nada para rescatarlo, la dirigenta de la Confederación Nacional Campesina (CNC), Mariela del Carmen Conic Cu, le exigió dejar de “colgarse” de acciones federales y aplicar un plan emergente para apoyar a los productores, quienes por el atraso en el inicio de la temporada de lluvias, perderán la mayor parte de sus siembras.

Y reprochó: “No hay apoyos para el campo, ni programas que detonen la actividad primaria en la entidad, son acciones colgadas del Gobierno Federal, y no hay visión de cómo rescatar al agro”.

Sansores San Román —aseveró—, se jacta de saber las necesidades de la gente del campo, sin embargo, por lo menos en su primer año de Administración no ha hecho nada a favor.

“Hay una deuda histórica con el sector, los campesinos fueron los principales aliados en la lucha que México ha realizado en los movimientos sociales, y son los más rezagados y marginados. No hay justicia social para el agro. Hoy que Morena gobierna, las cosas han sido peores”.

La lideresa cenecista lamentó que por ahora, no exista un programa estructural ni decisivo que impulse al campo como la base para el desarrollo y el futuro de Campeche. Al menos en el presupuesto, no hay más recursos, por el contrario, eliminan programas y reducen acciones.

“Para el Gobierno de Morena en Campeche el campo no es una prioridad. Las esperanzas de los campesinos para que voltee la mirada hacia este sector, y cumpla con su promesa de darle todo el respaldo, son cada día menos”.

Parte del panorama adverso —continuó Conic Cu—, es que productores del Camino Real, Los Chenes y del Municipio de Campeche perderán la mayor parte de sus siembras, pues por el atraso en las lluvias se siniestraron sus cultivos de maíz y chigua.

“Urge que el Gobierno Estatal busque y encuentre mecanismos para implementar un plan emergente que mitigue o apoye a los productores por estas pérdidas”.

En Campeche son sembradas más de 300 mil hectáreas, la gran mayoría de temporal, lo que representa un riesgo porque las condiciones climatológicas son inestables, y en las primeras semanas del actual periodo de producción no llovió en suelo campechano.

Por último, Conic Cu lamentó que los productores campechanos y de todo el país estén en el abandono, y la Federación es la que más daño les ha causado con sus políticas de recortes presupuestales y eliminación de programas, entre estos el del Seguro Agrícola Catastrófico.