Tribuna Campeche

Diario Independiente

Patea Layda a Pemex

Da click para más información

TRÁFICO SATURADO, Y EL EDIL PABLO YA NO QUIERE OFICINAS, ARGUMENTA

Contradiciendo al presidente Andrés Manuel López Obrador, que en campaña prometió traer las oficinas de Pemex a Carmen, y ayer en La Mañanera en la capital del Estado anunció que lo cristalizará antes de concluir su Gobierno, la gobernadora Layda Elena Sansores San Román afirmó que “no es posible, porque el tráfico en la Isla está saturado”, y le pidió revalorarlo, sin importarle que cumplir le haría justicia a los carmelitas.

López Obrador recordó que tiene un compromiso con el Municipio del Carmen que no ha cumplido, pero se comprometió a que la paraestatal se trasladará antes de que finalice su sexenio, a lo que Sansores San Román interrumpió:

“Yo creo que ya está saturado El Carmen. En parte comprendemos a Octavio (Romero Oropeza, director general de Pemex). No es que lo quiera defender, pues queríamos que vinieran aquí todas las oficinas, y ya trajo gran parte”.

Y de inmediato le “tiró la bolita” al alcalde carmelita Pablo Gutiérrez Lazarus, al asegurar que dijo: “No, ya que mejor ya no vengan más”, alegando la saturación del tráfico.

Señaló que la idea es buena, pero tendrían que hacerse algunas cosas aleatorias, por lo cual pidió al titular del Ejecutivo Federal revalorarlo, y a Romero Oropeza pagarle como abogada defensora.

No obstante, López Obrador le refutó: “No, no, Octavio. Sí hay forma, tenemos que cumplir con eso, porque la política de Pemex y de Energía en general tiene mucho que ver con el sureste. Debe seguirse manteniendo la torre de Pemex, pero hay que estar más en las plataformas, en los pozos y en las instalaciones de Pemex”.

El petróleo —continuó López Obrador—, está en cuatro Estados del sureste: Veracruz, Chiapas, Tabasco y Campeche, por lo que Campeche debe ser tomado en cuenta.

Además, hay una deuda, porque aquí se explotó el yacimiento petrolero posiblemente más grande del mundo: Cantarell, pero se agotó, está en declinación. De producir más de dos millones de barriles diarios ahora produce menos de 200 mil, porque no se supo explotar de manera racional, no se cuidó y se contaminaron los yacimientos, y ahora tenemos que hacer una labor especial aquí, donde quedaron instalaciones de primera, todo lo que es el mar de Campeche.

Finalmente, el Presidente dijo: “Es cosa de verlo, aunque si ya están saturados pues no. Pero sí tenemos el compromiso con el Carmen”.