Inicio»Yucatán»Afectan inundaciones a miles de campesinos

Afectan inundaciones a miles de campesinos

0
Compartidos
Google+

Alrededor de 17 mil productores del campo yucateco fueron afectados por las inundaciones causadas por la tormenta tropical Cristóbal, informó el dirigente de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas en Yucatán (UNTA), Guillermo Cauich Durán.

El líder campesino señaló que a las afectaciones económicas de la pandemia del Covid-19 se le han sumado las lamentables pérdidas económicas que dejó a su paso por la Península de Yucatán la tormenta tropical.

“Con anterioridad teníamos el reporte que 12 mil campesinos estaban siendo afectados por la pandemia y la sequía, ahora, con las inundaciones que provocó Cristóbal, son más de 17 mil productores que serán afectados en sus ingresos”, precisó.

“Avasalló con todo, todos los sembradíos, todas las hortalizas, el maíz, y todo lo que habrían sembrado, son más de 17 mil productores que están pasando una muy difícil situación”, señaló.

Comentó que las siembras de maíz, frijol, chile habanero y calabaza, entre otros cultivos, fueron dañados por las inundaciones.

“Será en los próximos días cuando se tenga un balance más certero de las afectaciones”, señaló.

Guillermo Cahuich Durán consideró que los gobiernos deben destinar mayores recursos para los campesinos que han perdido sus siembras. Los reportes preliminares de la UNTA informan que en el cono sur del Estado está la mayor parte de los daños, sin embargo, aclaran que en todo el territorio yucateco hay productores que perdieron el 100 por ciento de sus siembras.

“Independiente de recursos, lo que necesitamos es la solidaridad, y por parte del Gobierno necesitamos que haya redirección en los programas de los gobiernos Estatal y Federal”, declaró.

Recalcó que los gobiernos deben destinar recursos emergentes al campo y apuntó que las autoridades locales deben crear programas al alcance de todos los productores.

Noticia anterior

Ordena Bautista tirar despensas al basurero

Siguiente noticia

Dejó Cristóbal más lluvias que Isidoro