Inicio»Yucatán»Inundan intensas lluvias colonias de Progreso

Inundan intensas lluvias colonias de Progreso

0
Compartidos
Google+

Intensas lluvias inundaron colonias del puerto de Progreso, siendo los vecinos del Fraccionamiento Ciénega 2000 los más afectados, pues perdieron parte de su patrimonio.

TRIBUNA constató que familias del sector se ayudaron entre sí, levantando electrodomésticos y muebles, y con la extracción del agua de sus viviendas con apoyo de bombas.

El señor Raúl Arjona platicó que su familia tuvo que pasar la noche en casa de un vecino, pues el agua alcanzó hasta 50 centímetros de altura dentro de su vivienda. Dijo sentirse preocupado por su pequeño hijo y por sus artículos que con mucho sacrificio ha adquirido.

“¡Asumecha!, no se puede pelear con la naturaleza… cuando entró, entró. Pues ahorita ya bajó, 20 centímetros acaba de bajar. Como a las doce paró la lluvia y ayudando a la gente a levantar sus cosas, su cama, su refri, todo. Cada norte, cada lluviecita, pasa”.

“Ya perdí unas teles, mi cama se me mojó, las bocinas; ahorita vamos a ver si se salva mi refri o mi lavadora, que es lo único que tenemos ya, sí porque todo ya se desbarató, hasta la casa, todo”.

Al igual que el señor Raúl, una mujer tuvo que dormir en otro sitio. “Estaba en mi cama cuando bajé mis pies y ya estaba yo dentro del agua, porque en menos de dos horas subió de golpe el agua, y todo se llenó de agua, llegó hasta arriba. No pasé la noche ahí porque estaba hasta arriba el agua, el agua salió del cuarto”.

Cabe mencionar que autoridades municipales del puerto han empezado a entregar apoyos a las familias afectadas, como víveres para ayudarlos a sobrellevar esta situación.

 

15 ALBERGUES LISTOS

Autoridades prepararon 15 albergues para resguardar a los damnificados, de los cuales sólo la Escuela “Candelaria Ruz Patrón” recibió a 39 personas, quienes recibieron alimentos y cobertores, informó el director de Protección Civil, Aurelio Mena Pérez.

El plantel cuenta con más de 10 salones, de los cuales seis han entrado en operación, es decir 6 personas por aula, esto con el fin de evitar cualquier riesgo de contagio de Covid.

Mena Pérez contó que estuvieron trabajando desde las siete de la noche del miércoles 16 hasta la madrugada del jueves, para poder salvaguardar a las personas que estaban bajo el agua.

Noticia anterior

Retrocede Yucatán a naranja

Siguiente noticia

Más pacientes en los centros de integración