Tribuna Campeche

Diario Independiente

EXPEDIENTE | REPUDIO POPULAR A LAYDA Y FORÁNEOS

“Fuera Layda”, “Fuera Marcela”, “Fuera el Seso”, “Fuera Roncoa”, “Fuera los foráneos”, fueron los gritos que retumbaron en los alrededores de la Puerta de Tierra el domingo pasado, durante el mitin del abanderado presidencial por Movimiento Ciudadano, Jorge Álvarez Maynez, que nos dan idea del generalizado repudio popular que crece contra la mandataria estatal y sus incondicionales.

Evento naranja al cien por ciento, en donde los asistentes se despojaron del miedo a ser fotografiados por los “reporteros” de las páginas digitales al servicio de la gobernadora Layda Sansores, para que los identifiquen y se sumen a la lista negra de la actual Administración.

Interesante la postura también, del candidato presidencial mocista, Álvarez Maynez, al denunciar públicamente que operadores del Gobierno del Estado están comprando masivamente credenciales de elector. Bueno sería que si tienen pruebas y testimonios de esos hechos, presenten de una buena vez la denuncia penal correspondiente, porque constituye delito electoral grave.

De acuerdo con la denuncia del presidente estatal de MOCI, Daniel Barreda Pavón, hay una campaña orquestada por el Gobierno del Estado, en el que realizan llamadas a los domicilios de los campechanos a nombre de supuestos candidatos mocistas, especialmente a nombre de Eliseo. Para simular la voz utilizan inteligencia artificial, y solicitan la entrega de las micas para votar, a cambio de unos cuantos miles de pesos.

Eliseo Fernández ya se deslindó de esas llamadas, lo mismo que el Partido Movimiento Ciudadano, por lo que pidió a quienes reciban ese tipo de ofrecimientos que los denuncien de inmediato y que reporten los números desde los cuales se está promoviendo ese tipo de actos delictivos que por otra parte, reflejan el pánico del Gobierno de Layda Sansores porque saben que no van a tener fácil este proceso electoral, y que la derrota los acecha de cerca.

Puede ser debatible la decisión de Eliseo de no hacer campaña presencial para el Senado de la República y enviar en su representación a su hijo “Choncho”, pero bien dicen que en la guerra, en el amor y en las campañas electorales de todo se vale, y ante la inexistente independencia judicial en Campeche, lo más seguro es que cuando lo ubiquen lo aprehendan, lo encarcelen y lo sentencien de inmediato, a fin de evitar que se mantenga como el principal peligro para el triunfo de Morena en Campeche. Lo que opinen al respecto los campechanos —si debió hacer campaña o no— se conocerá sin duda alguna el próximo 2 de junio.

Por otro lado, hay que destacar el diagnóstico que de Campeche y el Gobierno de Layda presentó el candidato mocista Jorge Álvarez Maynez. Coincide con el que en su momento señaló la abanderada de Fuerza y Corazón por México, Xóchitl Gálvez Ruiz, con el que manejamos diariamente en TRIBUNA, y el que perciben los campechanos de a pie:

En Campeche ha crecido la incidencia delictiva. Hay fuertes sospechas sobre los vínculos de las autoridades policiacas, en especial de Marcela, con esos grupos delictivos que se han enquistado en la entidad. No hay desarrollo económico, no hay transparencia en el manejo del presupuesto, los funcionarios foráneos sólo vinieron a robar y a llevarse sus maletas repletas de dinero.

Layda Sansores no gobierna, sino que quien toma las decisiones es su sobrino Seso Loco, y esta Administración está plagada de corrupción y nepotismo.

Una visión catastrofista de la entidad que lamentablemente se apega cien por ciento a la realidad, a pesar de los intentos de la gobernanta y sus achichincles por maquillar las cosas. Los campechanos han abierto los ojos, y será difícil que se los quieran volver a cerrar con el reparto millonario de dinero.

¡Comparte esta nota!
error: Content is protected !!